"Doctor N" del Issste mató a sus pacientes con inyecciones de cloruro de potasio

Tres testigos afirman que el médico ordenó suministrar la sustancia a dos enfermos de Covid-19.

|
(Daniel Tejada)
(Daniel Tejada)

La muerte de dos pacientes de Covid-19 en la clínica del Issste de Chetumal pudo deberse a una inyección de cloruro de potasio. Esto de acuerdo con la carpeta de investigación FED/QR/CHET/0000481/2020 que contiene la declaración de tres testigos que afirman que un médico fue el que ordenó la inyección.

El Instituto de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del Estado (ISSSTE) confirmó mediante un comunicado que el Departamento Jurídico de la representación estatal presentó la denuncia ante la Fiscalía General de la República (FGR) tal como Novedades Quintana Roo lo dio a conocer en su momento.

“El día 30 de junio del presente año, personal de enfermería explicó al titular de esta unidad médica que el ‘Doctor N’ ordenó que se ministrara cloruro de potasio (KCL) a dos pacientes ingresados con el cuadro y tratamiento de pacientes COVID-19”, señala el comunicado.

Por esos hechos se instrumentó un acta circunstanciada donde tres testigos fueron coincidentes en señalar que el doctor fue quien dio esa indicación y a consideración del personal de enfermería, ese medicamento fue el causante de la muerte de los pacientes, explicó la dependencia.

El Agente del Ministerio Público Federal deberá determinar si los pacientes fallecidos fueron tratados conforme al protocolo establecido para la atención de pacientes COVID-19, y deslindar las responsabilidades que resulten, en caso de que hubiera habido una mala práctica profesional.

“El ISSSTE refrenda su compromiso de mantener sus estándares de atención médica y, en caso de existir alguna posible responsabilidad, hacer del conocimiento de la autoridad ministerial cualquier hecho que pudiera ser constitutivo de un delito”, concluyó la dependencia federal.

Médicos y enfermeros llegan a los golpes en el Issste Chetumal

El martes pasado hubo un enfrentamiento entre enfermeros y el doctor de apellido Canul, al interior de la clínica Chetumal porque aquellos se negaron a seguir las indicaciones del médico y  aplicar el cloruro de potasio a los pacientes internados en el área Covid-19.

Posteriormente a esa inyección se informó que los pacientes habían fallecido, por lo que familiares acudieron a la Fiscalía General del Estado para interponer denuncia formal y que se haga la necropsia para saber la causa. Horas más tarde el Issste hizo lo propio ante la FGR.

De acuerdo con opiniones del personal médico, al inyectar de forma rápida la solución salina por la vía intravenosa se puede causar un paro cardíaco. De hecho, una dosis elevada de hasta 120 mililitros saturada de KCl, basta para ser mortal.

noticias relacionadas