15 de Diciembre de 2017

Cancún

Dragon Mart, con licencia para invadir el mercado de Q. Roo

La Organización Mundial de Comercio obliga a sus asociados a agilizar y facilitar los negocios entre los países afiliados.

Indican que todos los productos del país asiático podrán ser  comercializados en el destino.  (Jesús Tijerina/SIPSE)
Indican que todos los productos del país asiático podrán ser comercializados en el destino. (Jesús Tijerina/SIPSE)
Compartir en Facebook Dragon Mart, con licencia para invadir el mercado de Q. RooCompartir en Twiiter Dragon Mart, con licencia para invadir el mercado de Q. Roo

 

Renán Moguel/SIPSE
CANCÚN, Q. Roo.- Al estar México y China como integrantes de la Organización Mundial de Comercio (OMC), todos los productos de este país asiático podrán ser comercializados en el destino a través del Dragon Mart, ya que la OMC obliga a sus asociados a agilizar y facilitar los negocios entre los países afiliados, independientemente de que este proyecto no está del todo claro si será a mayoreo, menudeo y bajo qué esquema económico se haría en la entidad. 
 
Prácticamente, los productos chinos tendrán licencia para invadir el mercado estatal y regional, ya que no hay ley que les impida comercializar cualquier tipo de objeto, siempre y cuando cumplan con las Normas Oficiales Mexicanas, garantías, instructivo en español y el etiquetado.  
 
José Julio Aranda Manzanero, delegado federal de la Secretaría de Economía en la entidad, aseguró que no hay tratados de libre comercio con China, sino que al pertenecer ambos a la Organización Mundial de Comercio se le tienen que agilizar y facilitar los negocios que pueda realizar.
 
De acuerdo con Juan Carlos López Rodríguez, director general del Dragon Mart, el proyecto tendrá una exhibición permanente de productos, en su mayoría del ramo de la construcción, ferretería y material médico y que no sería competencia directa del comercio local.
 
Aranda Manzanero recordó que desde 2007, México comienza a liberar fracciones arancelarias de productos chinos que van desde calzado, manufacturas, equipo médico, químicos, electrónicos, juguetes, textiles, que por las condiciones que tiene salen a precios competitivos.
 
Abundó que en 2011 el país desgravó alrededor de mil 300 acciones arancelarias de productos chinos y que se dan de acuerdo con lo que dictamine la OMC.
 
Explicó que este organismo revisa los subsidios, los límites a las importaciones, cupos de importación, que no haya dumping (prácticas desleales de comercios), que las inversiones extranjeras entre un país y otro sean las adecuadas y que por esa razón México se abrió a los productos chinos.
 
“Quiere decir entonces que si un producto chino que pagaba una cuota compensatoria o impuesto del 350% sobre el valor factura, en este momento puede ser importado por el orden del 30% del costo de la factura”, destacó.
 
Aranda Manzanero precisó que el producto chino está en igualdad de condiciones de otros que vengan de cualquier parte del mundo y aunque en el tema de los impuestos se reducen, tienen que cumplir con certificados de origen, Normas Oficiales Mexicanas (NOM’s), el tema del etiquetado, las garantías y manuales en español, entre otras cosas.
 
El delegado de la Secretaría de Economía comentó que los productos chinos pueden estar en primera mano en el Dragon Mart, pero no queda claro aún el concepto si será a mayoreo o menudeo.
 
Reconoció que no tiene idea de cómo se daría el proceso de importación o de compra-venta de mercancía y dio como ejemplo “quizá sea como operan en otras partes del mundo grandes centros de distribución de mercancías, en donde uno puede ir a comprar allá y a través de un catálogo se puede pedir el producto, se levanta el producto en china y se envía al lugar de origen del comprador”.
 
“Obviamente la operación aduanera no se daría en México, aunque la compra sí, quiero pensar que así será, he escuchado comentarios que habrá un depósito fiscal que serviría para traer mercancías que depositarían en el mismo Dragon Mart”, mencionó.
 
El funcionario dijo que para poder vender los productos chinos en el país tienen que cumplir con todas las normas mexicanas, pero no necesariamente en el precio.
 
Aseguró que no hay nada que les impida vender zapatos y textiles, aunque se generan dudas en cuanto a la operación en términos económicos, ya que no se sabe si serán productos en importación definitiva, en región fronteriza o en depósito fiscal.
 
“Cómo va a ser realmente la operación, esa parte no me la sé y no me la han platicado, de antemano lo que sí puedo decirte es que es un negocio lícito, inmobiliario, que generará empleos, que en términos del cumplimiento de las reglas de comercio podrá estar sin ningún problema, la parte que está difusa es cómo será el manejo de las operaciones de los productos, si será mayoreo o menudeo y bajo qué esquema”.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios