11 de Noviembre de 2019

Cancún

¿Más inversión turística en Cancún? Antes hay que hacer esto: bióloga

Urge la actualización de leyes para la proyección de los ecosistemas marinos, advierte.

(Pixinio)
(Pixinio)
Compartir en Facebook ¿Más inversión turística en Cancún? Antes hay que hacer esto: biólogaCompartir en Twiiter ¿Más inversión turística en Cancún? Antes hay que hacer esto: bióloga

Notimex
CIUDAD DE MÉXICO.- Antes de fomentar un mayor nivel de inversiones en el sector turismo de Quintana Roo, urge la modificación y actualización de leyes y normas para la protección de los ecosistemas marinos que son afectados por actividades turísticas y comerciales, afirmó la bióloga Yadira Gómez.

La especialista reveló a Notimex que si bien en la zona costera del estado las principales amenazas naturales son los huracanes y tormentas, a ello se suman las malas prácticas turísticas, la contaminación del agua, a razón de normas deficientes para las aguas residuales, constantes encallamientos de embarcaciones e incluso la detección de barcos extranjeros.

La directora del Parque Nacional Costa Occidental de Isla Mujeres Punta Cancún y Punta Nizuc de la Comisión Nacional de Áreas Naturales Protegidas (Conanp), precisó que es indispensable detectar embarcaciones extranjeras que están encalladas y trabajan en los puertos sin regulación.

También te puede interesar: Anuncian proyecto de mil millones de dólares en Cancún

Explicó que hay muchas actividades turísticas sin autorización en los polígonos de las reservas, cuyas obras clandestinas, sin contar con manifestación ambiental continúan su curso a pesar de que han sido denunciadas.

Estas obras clandestinas afectan directamente a los arrecifes e incluso a las grandes extensiones de praderas de pasto marino que hay en el lugar, mismo que funciona a favor de los corales para que no sufran de sedimentación.

“Nos quitan el pasto marino con estructuras recurrentes en la zona”, denunció Gómez.

Advirtió acerca de anomalías en las solicitudes de Zona Federal Marítimo Terrestre (Zofemat) que se han convertido en “un dolor de cabeza”.

De éstas hay cuatro tipos, una de conservación, otra de ornato, una más de uso general y por último de agricultura, ganadería, pesca o acuacultura. Pero hábilmente la gente las solicita de conservación porque el trámite permite hacer después un cambio.

“Se tiene que poner mucha atención a esto porque pareciera que más vale pedir perdón que pedir permiso. Así es como se ha manejado en la zona”, resaltó la bióloga.

Asimismo, hace falta dar protección legal a las praderas de pasto marino, ya que debido a la falta de protección actualmente pueden dragarlos y cortarlos, lo que propicia un desequilibrio que a largo plazo hace que los proyectos de recuperación de playas sean muy costosos.

Los piratas que dañan al medio ambiente marino

Otro de los problemas en las costas de Quintana Roo es el incremento de embarcaciones turísticas sin autorización y a pesar de que existen ciertas normas, denunció que se han gestado ”dos clases de piratas”.

Anotó que los primeros son aquellos que tienen su permiso de turismo náutico, pero no tienen el correspondiente a las Áreas Naturales Protegidas; pese a ello continúan entrando a realizar actividades.

Añadió que otros piratas son los que ingresan embarcaciones extranjeras, muchas que provienen de los estados de Delaware y Florida, que entran al amparo de una ley que les permite el ingreso por un periodo de 10 o 15 años y se quedan laborando bajo ninguna regulación.

Expresó que en Punta Nizuc, Cancún, actualmente se han sumado 23 encallamientos, sin contar todos los demás que se registran en Quintana Roo y en el Parque Nacional Arrecife Alacranes, en Yucatán.

Cuando encallan los barcos no solamente se trata del destrozo que ocasionan en el momento, sino el daño posterior al intentar retirarlos.

"Éstas", continuó, son cuestiones que se tienen que de cambiar por el gran impacto ambiental que generan, por lo que “necesitamos regulación, actualización de las cartas náuticas que se encamine a un ordenamiento marítimo porque están llegando demasiadas embarcaciones en la zona”.

Biólogos e investigadores trabajan actualmente en la restauración de los arrecifes porque “ya sabemos que si no intervenimos no pasa nada porque el arrecife por sí solo no se restituye, cuya labor es lenta y de alto costo”, aseguró la bióloga.

La especialista en Áreas Naturales Protegidas puntualizó que por esta serie de motivos es que insiste en la regulación y cambio de normatividad en la zona, pues de continuar con esta situación el ecosistema resultará gravemente afectado a corto plazo.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name