19 de Noviembre de 2018

Chetumal

Pierde la batalla: basquetbolista en silla de ruedas muere

El joven tuvo un violento accidente la tarde del sábado en la zona conocida como ‘curvas del diablo’.

M.O.M., falleció en el Hospital Regional de Alta Especialidad, en Mérida, luego de sufrir un accidente en 'Las curvas del diablo' el sábado.  (Redacción/SIPSE)
M.O.M., falleció en el Hospital Regional de Alta Especialidad, en Mérida, luego de sufrir un accidente en 'Las curvas del diablo' el sábado. (Redacción/SIPSE)
Compartir en Facebook Pierde la batalla: basquetbolista en silla de ruedas muereCompartir en Twiiter Pierde la batalla: basquetbolista en silla de ruedas muere

Redacción
JOSÉ M. MORELOS, Q. Roo.- El jugador de básquetbol sobre silla de ruedas, M.O.M. falleció luego de haber sido trasladado grave a Mérida tras impactarse contra un tráiler en la zona conocida como ‘curvas del diablo’, la tarde del sábado.

De acuerdo con información oficial, el joven invadió el carril por donde circulaba la pesada unidad y fue impactado; fue atendido en el Hospital Regional de Alta Especialidad, en Mérida, Yucatán.

También te puede interesar: Brutal accidente en Las curvas del diablo

Sin embargo las heridas cobraron la vida del deportista, quien fue integrante del equipo ‘Jaguares’ de José María Morelos, ya que debido a un severo traumatismo craneoencefálico fue trasladado de urgencia hasta la capital yucateca donde, alrededor de las 7:00 de la noche del sábado, los médicos certificaron su deceso.

Sus compañeros de juego quedaron devastados tras su fallecimiento, Melchor jugaba con ellos desde hace más de ocho años y era titular indiscutible de su club, el cual se encuentra en preparación para jugar en representación del estado en septiembre próximo, en Colima.

Rita María Vázquez, presidenta del equipo, comentó que el fallecido fue un jugador ejemplar y siempre dio su máximo esfuerzo para ganar los partidos.

El joven, oriundo de Chunhuhub, viajaba diario a la cabecera municipal, ya que combinaba su trabajo con el deporte. Por las mañanas, laboraba en el DIF, asignado al taller del parador turístico, donde se dedicaba a elaborar piñatas, pulseras, ‘atrapasueños’ y otras artesanías para vender.

La tarde de ayer, amigos y familiares del deportista, se reunieron para esperar el arribo de los restos morales y rendirle homenaje en el lugar donde trabajó.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios