26 de Septiembre de 2018

Quintana Roo

Entiendo la frustración de 'Lady Aerobús'

Guadalupe Cota Villavicencio, quien le negó el pase de abordar a la senadora Luz María Beristáin por llegar tarde, cuenta su experiencia.

Una trabajadora de mostrador en el aeropuerto de Cancún. (Israel Leal/SIPSE)
Una trabajadora de mostrador en el aeropuerto de Cancún. (Israel Leal/SIPSE)
Compartir en Facebook Entiendo la frustración de 'Lady Aerobús'Compartir en Twiiter Entiendo la frustración de 'Lady Aerobús'

Renán Moguel/SIPSE
CANCÚN, Q. Roo.- Tranquila, con voz pausada y sin querer entrar mucho en detalles por lo acontecido un día antes con la senadora Luz María Beristáin Navarrete, a quien le negó el pase de abordar por haber llegado nueve minutos después del cierre del “chek in” al mostrador de la aerolínea VivaAerobús, la trabajadora Guadalupe Cota Villavicencio comentó que entiende la frustración de la legisladora por perder su vuelo, pero que son lineamientos que aplican las aerolíneas a cualquier pasajero.

Aunque al inicio no quería brindar la entrevista para no perjudicar a la empresa para la cual trabaja y que brinda el servicio a los módulos de la aerolínea antes mencionada, accedió a decir que “se le explicó a la señora que lo que me pidió no era posible (darle su pase de abordar) y que no había vuelta de hoja, ya que llegó tarde”.

La trabajadora sostuvo que entiende la frustración del viajero, porque también ha sido pasajera y la ha dejado su vuelo por llegar tarde, pero que cuando sucede este tipo de situación el brindar un pase de abordar a destiempo es simplemente imposible.

“No pensé nada después del incidente, porque este tipo de cuestión es común en los aeropuertos, pero hasta horas después pensé chin… qué pasó, pero miedo de perder mi trabajo no tengo, porque lo que hice estuvo bien”, aseguró.

Justo cuando terminó de hablar, el celular que traía en las manos sonó y comentó: “ya me llamaron de todos lados, amigos y familiares, me dicen que estuvo bien lo que hice y que es la manera en que se aplica esta cuestión en cualquier pasajero”, dijo con seriedad.

Cota Villavicencio refirió que el curso Customer Service que le brindaron en su empresa le ayudó mucho y que lo aplicó, ya que trató de hacerle entender al pasajero que lo que pidió no era posible, pero sin perder la calma para no alterar al pasajero.

“No llevo mucho tiempo en el trabajo, pero uno se desconecta, escuché todo lo que la pasajera dijo, pero no podemos hacer nada, ya que los requisitos y lineamientos de la empresa son claros”, reiteró.
Con seguridad, la originaria de Baja California respondió que en este tipo de situación es necesario mantener la calma y entender la frustración de los pasajeros. 

“Todos los que trabajamos en mostradores hemos tenido este entrenamiento y hay quienes aguantamos más que otros, por eso es necesario no perder la calma, porque es una persona que no voy a volver a ver y no debería tener consecuencia lo que me dice”, afirmó.

Luego de ver su reloj y decir que ya se tenía que ir, dijo que en dos años que labora en la terminal aérea es la primera ocasión que se le presenta una situación adversa y espera que no le vuelva a suceder.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios