Fonatur abandona a su suerte la zona hotelera de Cancún

Sin luminarias, con baches y deterioro: así luce el bulevar Kukulcán a unos días que inicie la nueva normalidad turística.

|
(Karim Moisés/SIPSE)
(Karim Moisés/SIPSE)

A unos días de que comience la nueva normalidad y mientras Quintana Roo se alista para retomar su actividad turística, la imagen que luce actualmente la zona hotelera de Cancún es de total descuido por parte de Fonatur.

La zona hotelera de Cancún reciente los estragos del Covid-19. Ante la ausencia del turismo la limpieza del sitio no ha sido la misma al lucir hoy con hierba crecida en las áreas verdes, además de algunas luminarias sin funcionar.

El Fondo Nacional del Fomento al Turismo (Fonatur) es instancia la encargada de realizar el mantenimiento de los 30 kilómetros de la llamada zona hotelera, misma que ahora luce desolada, al tener hoteles cerrados y que tampoco dan el mantenimiento del área verde, lo que ocasiona que no luzca impecable como solía estar.

Cerca del kilómetro 12 mantienen la ejecución de obras y en ese punto unas luminarias están sin encender, lo que representa un riesgo para los conductores así como los pocos transeúntes que aún están en la zona.

A ello se suma que algunos semáforos están sin funcionar, un problema constante sobre todo en los últimos kilómetros de la zona, pasando playa Delfines y que al tener menos centros de hospedaje no siempre funcionan las luminarias. 

Pese a las inversiones hechas y anunciadas para la repavimentación del bulevar Kukulkán, los baches siguen presentes y podrían empeorar con la llegada de la temporada de lluvias.

Aún el lugar cuenta con  “elefantes blancos” que se mantienen en pésimas condiciones y con graffitis, que se suman al abandono del lugar.

Será a partir del 1 de junio cuando las empresas de turismo comiencen con los ajustes en sus centros laborales, para unos días más tarde comenzar a recibir visitantes.

De acuerdo con la Asociación de Hoteles de Cancún, Puerto Morelos e Isla Mujeres son 172 centros de hospedaje los que se mantienen cerrados, algunos tienen bloqueadas las entradas con tablas, lo que se suma a la mala imagen que se proyecta.

En su oportunidad, autoridades de Fonatur señalaron que se redujo la cantidad de personal asignado a la limpieza de la zona hotelera de Cancún.