10 de Diciembre de 2018

Opinión QRoo

Lapidan en Face a madre chetumaleña e hijo

Afectada por un peligroso accidente sufrido por su hijo de dos años de edad en el área infantil...

Compartir en Facebook Lapidan en Face a madre chetumaleña e hijoCompartir en Twiiter Lapidan en Face a madre chetumaleña e hijo

Afectada por un peligroso accidente sufrido por su hijo de dos años de edad en el área infantil de un restaurante recientemente inaugurado en Chetumal, una joven madre chetumaleña y su retoño fueron lapidados en las redes sociales que mostraron su rostro despiadado que hace de un gravísimo episodio un festín de caníbales.

La mujer acudió a Lapa Lapa, ubicado en la pequeña plaza Capital Center; confiada, pero sin dejar de monitorear a su hijo, convivió brevemente con unos amigos y al asomarse de nuevo al área infantil una supervisora la llamó porque el pequeño se había lastimado en la frente.

La empleada le entrega al niño con una servilleta en la frente y con una corte liso y profundo que la impacta; de inmediato acude al área de urgencias de la clínica Carranza, donde suturan la lesión del menor. Doblemente herida, la madre retorna para reclamarle al gerente, quien asegura que el pequeño se cayó de unos escalones y se abrió la cabeza por tener “la piel delicada”, explicación rechazada por la indignada madre.

Luego de la reprobable reacción inicial en ese restaurante, los encargados rectificaron y cubrieron los gastos médicos. Con tono de alerta la madre chetumaleña compartió su desagradable experiencia en su cuenta de Facebook, pero al ser difundida por otros en un grupo llamado El Tábano se desató una oleada de insultos y leperadas.

Va este ramillete de ofensas, muchas lanzadas por mujeres: “Si no les parece, pues no tengan hijos y así tendrán la libertad que tanto anhelan”; “mientras la vieja se mamaba que le cuiden a su bendición, jejejeje”; “mínimo pidió un año gratis de cenas” y “métalo en una burbuja y quédese con él todo el tiempo”. Un desalmado feisbuquero agredió al niño, cuestionando con sorna su sexualidad.

No faltaron las opiniones solidarias, cuestionando la seguridad e irresponsabilidad reinante en el novedoso restaurante; sin embargo, llama la atención este linchamiento contra una madre y su hijo de dos años en un grosero grupo de Facebook.

Me llama la atención esta lluvia de leperadas que se manifestó en esta temporada navideña; porque los agresores del grupo de El Tábano guardaron su costal de ofensas de hacha para saturar las redes sociales con emotivos mensajes navideños de amor y paz. Nauyacas transformadas en corderos de terciopelo.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios