19 de Septiembre de 2018

Opinión QRoo

Las coaliciones, a un año de distancia

A un año de distancia, los principales partidos y coaliciones –panistas y perredistas...

Compartir en Facebook Las coaliciones, a un año de distanciaCompartir en Twiiter Las coaliciones, a un año de distancia

A un año de distancia, los principales partidos y coaliciones –panistas y perredistas contra priistas y verde ecologistas– contemplan escenarios que anticipan batallas electorales muy competidas en todos los frentes: senadurías, diputaciones federales y las 11 alcaldías. 

PAN y PRD no han aprovechado sus posiciones de poder para ganar terreno en colonias y ejidos, y su desempeño se ha agotado en el chambismo y en la descarada promoción de sus figuras más visibles que confían en el vigor huracanado que aquel cinco de junio de 2016 expulsó al PRI de Palacio de Gobierno y de presidencias municipales donde el PRI siempre dominó, como la capitalina de Othón P. Blanco y la de Solidaridad, en la Riviera Maya.

El gobernador Carlos Joaquín González ya no competirá en 2018, y este detalle no ha sido detectado por panistas y perredistas cuya coalición no es un hecho consumado, aunque a nivel Quintana Roo sea su única opción para luchar, pero sus mandos clave no deben esperar resultados de ensueño como los de 2016 porque sus figuras más encumbradas no se cansan de lanzar bofetadas a los electores, confrontándose incluso con el gobernador, como la alcaldesa panista cozumeleña Perla “Trump”.  

En el Poder Legislativo, panistas y perredistas tienen que ser revolucionarios para aprovechar sus posiciones de poder, tomando en sus manos la propuesta para desaparecer un añejo mecanismo priista de control: la Presidencia de la Gran Comisión.

En el otro cuartel, el PRI ya abandonó la lona y se reorganiza con tino estratégico en cada zona de próxima competencia, de Chetumal a Kantunilkín. El líder estatal del PRI y coordinador de su bancada en el Congreso local, Raymundo King de la Rosa, tiene una agenda planificada que contrasta con la modorra de sus homólogos del PAN y del PRD, Juan Carlos Pallares Bueno y Jorge Aguilar Osorio, cuyo exceso de confianza coordinado será su perdición.

Los priistas van a preservar su pacto electoral con el PVEM y Nueva Alianza, pero penalizarán al partido de la profesora Elba Esther Gordillo. Adelante en Bacalar con Alexander Zetina, pero que se despidan de Lázaro Cárdenas.

Y en la capital los priistas tendrán una candidata a la silla que ocupa el ex priista Luis Torres Llanes. El ejército tricolor va por la revancha y con sus mejores armas.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios