Se desploma parte de una iglesia histórica en Felipe Carrillo Puerto

Se trata de la iglesia del “Niño Jesús”, ubicada en la comunidad de Tihosuco.

|
El desplome fue en el pórtico de la iglesia. (Jesús Caamal/SIPSE)
Compartir noticia en twitter
Compartir noticia en facebook
Compartir noticia por whatsapp
Compartir noticia en twitter
Compartir noticia en facebook
Compartir noticia por whatsapp

Uno de los monumentos históricos más importantes de la “Guerra de Castas” que lleva 178 años de edificado, sufrió este viernes un nuevo desplome, el segundo del periodo 2020-2021.

Se trata de la iglesia del “Niño Jesús”, ubicada en la comunidad histórica de Tihosuco, municipio de Felipe Carrillo Puerto. En esta ocasión el desplome fue en el pórtico.

Esta situación se da a solo cinco meses de que se concluyeron trabajos de rehabilitación de parte de Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH) y el Instituto de Cultura y las Artes (ICA) de Quintana Roo, donde se invirtieron tres millones de pesos.

Margarito Molina, director del Inah en el estado, afirmó que es un edificio con mucho tiempo de antigüedad y por su naturaleza, existe el riesgo a que se siga desplomando, sobre todo la parte de la infraestructura frontal, que está resentida desde la guerra de castas cuando fue bombardeada. 

Añadió que uno de los principales factores de afectación se debe a la humedad y constantes lluvias. Los dos registros que se han tenido del desprendimiento de parte de su edificación, han sido por esos factores climáticos y si se siguen registrando, permanecen las probabilidades. 

“El desplome del pórtico se debe a las constantes lluvias que generaron la humedad en la construcción, algo que es la segunda ocasión que sucede, debido a que la misma situación se presentó en la sección norte de la barda del convento en Tihosuco que colapsó por las lluvias que se generaron por la tormenta Cristóbal en el 2020”, explicó. 

Dijo que en este caso, se está trabajando con el reporte para conocer los daños, revisar la estructura del inmueble, intervenir lo antes posible, en caso de que las condiciones lo permitan, restaurar y estabilizar el pórtico con un seguro que se tiene para estos monumentos. 

De acuerdo con la reseña histórica, fueron los frailes franciscanos quienes iniciaron la construcción del inmueble durante las primeras décadas del siglo XVI  aunque quedó concluido hasta el año 1839. El edificio fue parcialmente destruido durante la lucha social que inició en 1847. 

 También te puede interesar:

 Iglesia colonial en Tihosuco es restaurada; cuidan patrimonio histórico

 Todo listo para la restauración de la iglesia de Tihosuco

 Quintana Roo deja de creer en Dios: Aumentan los ateos

Cargando siguiente noticia