20 de Abril de 2018

Quintana Roo

"Si tienes dinero cualquiera va a ser tu novia” en Bacalar

La historia de Don José es una de esas "constantes" que prevalecen en el sur de Quintana Roo; salud, dinero y amor no se pueden tener a la vez.

A Don José la vida lo ha llevado a la locura: siempre ha tenido la debilidad por las mujeres. (Archivo/SIPSE)
A Don José la vida lo ha llevado a la locura: siempre ha tenido la debilidad por las mujeres. (Archivo/SIPSE)
Compartir en Facebook "Si tienes dinero cualquiera va a ser tu novia” en BacalarCompartir en Twiiter "Si tienes dinero cualquiera va a ser tu novia” en Bacalar

Juan Carlos Gómez/SIPSE

BACALAR, Q. Roo.- Con la mirada más tranquila y descansada, un hombre cuenta su historia. Una que le pasa a muchos y que en el sur de Quintana Roo es cosa “constante”, según explica. Fue engañado por su mujer, a la cual le estaba construyendo una casa. La situación lo llevó a la locura, razón por la cual tuvo que ser medicado. Hoy se encuentra mejor y acaba de terminar su tratamiento; “estoy bien comido, bien dormido, ¿qué más puedo pedir?”, asegura con una sonrisa, mientras su mirada lo traiciona.
“Cuando uno envejece las cosas son diferentes, tener mujer me ha costado casas, celulares y demás cosas materiales, es la forma de tener pareja aquí, si tienes dinero cualquiera va a ser tu novia”, alegó Don José.
 
Don José ha tenido muchos empleos y siempre ha tenido la debilidad por las mujeres. Cuando era joven no había problemas, “tenía hasta siete al mismo tiempo, una para cada día de la semana”. Pero la juventud es la peor de las amantes, la más traicionera: cuando empiezas a valorarla es cuando ya se ha ido.
 
La penúltima relación que tuvo fue con una bacalarense con quien quería casarse, la familia de la joven lo recibió muy bien, al punto de que podía quedarse en la casa de su novia aunque esta viviera con sus padres, él estaba “enamorado”.
 
Todo terminó en épocas decembrinas cuando ella le dijo que no podía casarse, pues no estaba segura. El 24 de diciembre fue a casa de sus ex suegros para comer y ver a esa mujer que le había jurado amor. Estaba en los brazos de otro más joven. El pleito fue fatal y la cena de navidad se arruinó entre los gritos de la mujer que le exigía se fuera de su casa.
 
Don José habita en Bacalar, maneja un hostal propio y la vida le ha sonreído monetariamente, pero salud, dinero y amor no se pueden tener a la vez, setencia con resentimiento el sexagenario.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios