17 de Octubre de 2018

Quintana Roo

La cabeza la dejaron en el asiento del copiloto

El cuerpo fue abandonado dentro de una camioneta en la avenida Tikal.

El vehículo fue remolcado hasta el Semefo, donde procederían a sacar el cuerpo. (Redacción)
El vehículo fue remolcado hasta el Semefo, donde procederían a sacar el cuerpo. (Redacción)
Compartir en Facebook La cabeza la dejaron en el asiento del copilotoCompartir en Twiiter La cabeza la dejaron en el asiento del copiloto

Redacción/SIPSE
CANCÚN, Q. Roo.- Un hombre, de entre 25 y 30 años, fue torturado, después decapitado, la cabeza la dejaron en el asiento del copiloto y el resto del cuerpo en la parte trasera de una camioneta HR-V, Honda, que fue abandonada durante las primeras horas del 2017, sobre la avenida Tikal, donde hace dos años, en la misma vialidad dejaron un vehículo con tres cuerpos en la cajuela.

La guerra por el control de la plaza entre los grupos delictivos se agudizó en las últimas semanas, en el interior de la unidad donde fue hallado el decapitado, las autoridades ministeriales encontraron un mensaje en una cartulina, en la que tenían escrito una amenaza contra un grupo delictivo “Los Pelones”.

También te puede interesar: Primer ejecutado del año; hallan cuerpo sin vida en estacionamiento

La primera hipótesis de la Fiscalía General del Estado (FGE), es que el sujeto fue torturado posiblemente para sacarle información, tenía golpes en varias partes del cuerpo.

También es probable que al individuo le amputaron el brazo izquierdo estando vivo, incluso fue decapitado como parte de la tortura.

En una exploración que hizo el médico legista al cuerpo del desconocido, encontró que los sicarios, con un arma blanca, intentaron poner iniciales en el cuerpo del sujeto.

El reporte

A la 1:20 horas, el número de emergencia 911 recibió el reporte que sobre la avenida Tikal, se encontraba un vehículo abandonado, frente a la Supermanzana 39, a un costado de la tienda City Club.

José N, de 48 años, agente de seguridad privada, dijo que un vehículo se encontraba sobre la avenida Tikal y tenía muchas horas en el lugar, lo extraño es que tenía las puertas abiertas y uno de los cristales rotos. 

Los agentes privados se asomaron al interior de la unidad y vieron una bolsa en el asiento del copiloto con algo adentro, pensaron que era un pavo, pero después observaron un cuerpo en la parte trasera y llamaron a las autoridades.

Aseguran perímetro

El primer respondiente fueron elementos de Seguridad Pública, quienes alumbraron el interior y vieron un bulto en la parte posterior de la camioneta, HR-V, Honda, gris, sin placas de circulación, por lo que procedieron a asegurar el lugar y solicitar la presencia de la Fiscalía.

Los peritos de la Fiscalía detallaron que era un sujeto, de complexión mediana, de 1.70 de estatura, vestía un bóxer negro, playera negra y zapatos de color azul.

La cabeza estaba sobre el asiento del copiloto y el resto del cuerpo en la parte trasera, la unidad fue remolcada a las instalaciones del Semefo, donde procederían a sacar el cuerpo de la camioneta.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios