19 de Diciembre de 2018

Se descontrola la 'Fiesta de Navidad en la oficina'

Entre más ideas tienes de cómo puede mejorar una película que acabas de ver, peor estuvo.

En el filme “Fiesta de Navidad en la oficina”, podrás ver el festejo más salvaje posible. (Foto: Redacción/ SIPSE)
En el filme “Fiesta de Navidad en la oficina”, podrás ver el festejo más salvaje posible. (Foto: Redacción/ SIPSE)
Compartir en Facebook Se descontrola la 'Fiesta de Navidad en la oficina'Compartir en Twiiter Se descontrola la 'Fiesta de Navidad en la oficina'

Por Rafael R. Deustúa

Reunirse con amigos y familia, ver a personas que hace mucho no vemos, enterarnos de sus vidas... Las fiestas decembrinas tienen muchas cosas positivas, entre ellas olvidarse de todas las cosas que vimos en las noticias durante el año y las que nos esperan para el siguiente. “Fiesta de Navidad en la oficina” pretende lo mismo, que uno se olvide del mundo y casi lo consigue, por dos horas piensas sólo en porqué pagaste para verla.

Desesperado por afianzar el contrato con un nuevo cliente y a espaldas de su estricta hermana -presidenta de la empresa de internet en que trabaja, Clay Vanstone decide dar la fiesta “navideña” más salvaje posible, todo sale como lo planeó hasta que la fiesta realmente se descontrola.

Se requirió de seis guionistas, entre ellos, dos de los responsables de “¿Que pasó anoche?”, para lograr un guión que depende de la improvisación de sus actores. Es decir, el libreto de la pastorela de la esuela más cercana a usted es más consistente. Si embargo la intención era divertir con absurdos al público y en ése sentido cumplen, pero no se preocuparon por justificar absolutamente nada.

Todavía más enigmático es que para organizar ésta cinta se requirieran dos directores, Will Speck y Josh Gordon -“Deslizando a la gloria” con Will Ferrell-, que de todos modos no está claro qué hicieron.

El concepto que tenían no era malo, el material y los actores tampoco, pero no supieron contar la historia. Casi van directamente a la fiesta salvaje -que después de un rato cansa-, cuando pudieron darse tiempo para construir un poco las cosas y hacer de la fiesta el climax del filme.

Jason Bateman y T.J. Miller hacen la comedia que se podía esperar de ellos, Olivia Munn luce bella, al igual que Jennifer Aniston, cuya presencia en el filme es inexplicable.

Ahora bien, si la idea es olvidarse del 2016 por dos horas poniendo la mente en blanco y tiene el humor muy simple la película podría divertirle. Pero mejor espere a no tener que pagar por verla.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios