19 de Septiembre de 2018

Riviera Maya

Viven de volar y caer desde 25 metros de altura

Los voladores de Papantla además de pedir por la fertilidad, se ganan la vida con cada espectáculo.

Los voladores de Papantla se presentan en la explanada del parque Fundadores de Playa del Carmen.  (Adrián Monroy/SIPSE)
Los voladores de Papantla se presentan en la explanada del parque Fundadores de Playa del Carmen. (Adrián Monroy/SIPSE)
Compartir en Facebook Viven de volar y caer desde 25 metros de alturaCompartir en Twiiter Viven de volar y caer desde 25 metros de altura

Luis Ballesteros/SIPSE
PLAYA DEL CARMEN, Q. Roo.-  Aman la cultura y los símbolos de sus ancestros, se les identifica por un valor inaudito y una técnica artística única en su género, son 20, vienen del Estado de Veracruz, son padres de familia, trabajadores del campo, de oficios, albañilería, carpintería.  Son los “Voladores de Papantla”.

“Caer y sentir cómo rompe el viento en tu rostro te da una sensación de libertad… Representamos la caída de la lluvia y pedimos por la fertilidad, el descenso de las 13 vueltas es una experiencia que se vive concentrándose en lo que pedimos a nuestro dios sol y a nuestro dios de la lluvia”, así lo relata Domingo Hernández, el caporal, encargado de bailar al ritmo de sones emitidos por un tambor y una flauta manipulados por él mismo a 25 metros de altura y quién ocasionalmente también hace la función de “volador”.

Legendario ritual

La tradición prehispánica prevalece al paso de los siglos y mantiene el objetivo principal vigente, rendir culto a los dioses y pedir por la fertilidad, sin embargo se ha convertido en un medio de vida. El culto ancestral es heredado por generaciones, la enseñanza es natural en el Municipio de Papantla, Veracruz. Es una actividad cultural representada en la actualidad por 45 grupos expandidos en territorio mexicano.

Viven de volar

En la Riviera Maya los “voladores” se presentan en la explanada del parque Fundadores frente al portal maya en el corazón de la cosmopolita Playa del Carmen. Y además de generar ingresos por medio de esta representación cultural, personas  como Domingo son campesinos dedicados a la cosecha de maíz y frijol, así como trabajadores de algunos oficios. En Playa del Carmen rentan una casa, pagan agua, luz y envían dinero semanalmente a los familiares que les esperan.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios