12 de Diciembre de 2017

Opinión

Cómo aprender a manejar

Son muchas las cosas que tenemos qué saber y dominar detrás del volante, con el propósito de no ponernos en riesgo, ni poner en riesgo a los demás.

Compartir en Facebook Cómo aprender a manejarCompartir en Twiiter Cómo aprender a manejar

Aprender a manejar es una responsabilidad de todos quienes nos ponemos delante del volante de un vehículo para conducirlo; son muchas las cosas que tenemos qué saber y dominar, con el propósito de no ponernos en riesgo, ni poner en riesgo a los demás.

Las recomendaciones, insertas en los programas de adiestramiento, incluyen aspectos esenciales como el ajustar el asiento de manara que alcancemos cómodamente el volante y los pedales, con los cuales debemos familiarizarnos, sea estándar o de transmisión automática, ya que en el primer caso son tres y en el segundo dos; aquí es importante que en los automáticos nos aseguremos de que, aunque seas zurdo, se debe utilizar siempre el pie derecho y sólo ese: nunca se deben utilizar ambos pies en un coche automático, siempre el derecho, lo que evitará el presionar ambos pedales al mismo tiempo.

Una vez sentados al volante es importante ajustar los espejos del auto, que deben ser tres: el retrovisor que debe permitirte ver directamente detrás de ti, en el caso de los laterales es recomendable posicionarlos siempre ligeramente más hacia fuera de lo normal, con el propósito de eliminar los puntos ciegos, que nos obligarían a estar volteando hacia ambos lados, para tener una información segura. 

Hay que familiarizarse con la posición del freno de mano y enterarse para qué sirve; generalmente cuando se sube la palanca del freno de mano puedes estar seguro de que el coche no se moverá. Antes de comenzar a conducir asegúrate de que el freno de mano está desconectado, ya que si tratas de avanzar con el freno activado podrás dañar tu vehículo.

La palanca de velocidades, que puede estar en el piso entre los dos asientos delanteros o adosada al eje del volante, es otro elemento con el que nos debemos familiarizar; de igual manera es indispensable conocer el panel de controles del tablero, a fin de saber cuánto combustible tenemos, cuál es nuestra velocidad de circulación, cuál es la temperatura del motor y cuántas RPM registra.

Siempre arranque el motor con el pie en el freno, ya que, si no se tiene oprimido, el automóvil podrá moverse hacia adelante. Al soltarlo estarás listo para conducir, siempre y cuando tengas puesto el cinturón de seguridad. Seguiremos.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios