21 de Octubre de 2018

Opinión

Da coraje, neta

Chance y de los 128 senadores hay algunos honrados y, en verdad, viven ellos y sus familias de la dieta oficial...

Compartir en Facebook Da coraje, netaCompartir en Twiiter Da coraje, neta

Amables, lectores, lectoras, ¿ustedes saben cuánto percibe a manera de salario un senador de la República? Con seguridad, miles de yucatecos y millones de mexicanos desconocen las posibles fabulosas cantidades que cada uno de los 128 representantes populares de la también llamada Cámara Alta se mete en sus respectivas cuentas bancarias.

Lo único cierto es que, sin duda, cada senador mexicano gana los morlacos necesarios para vivir bastante bien, independientemente de si ejercen alguna otra profesión, si son hombres o mujeres de negocios, si de entrada son de familias ricas o adineradas (algo así como el venido a menos linaje) o bien, si en seis años que duran sus encargos por ordenamiento de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos le dan duro al lucrativo “bistek” de los “diezmos” que consisten, básicamente, en que algún legislador recomienda a determinado alcalde, digamos de Tixkokob, un “constructor honorable” para hacerle obra pública. Cuando el concejal paga lo convenido que, por lo general, son millones de pesos, entonces aquel honorable le pasa equis porcentaje al senador o diputado. En verdad, es un gran negocio al amparo de las tribunas legislativas y jalando plata del erario.

Chance y de los 128 senadores hay algunos honrados y, en verdad, viven ellos y sus familias de la dieta oficial. Por supuesto que también hay excepciones en la viña del Señor. Pero, en realidad, ¿cuánto gana un senador mexicano, sea hombre o mujer? Veamos.

El Manual de Percepciones federal señala que la dieta de los senadores es de 2 millones 832 mil 805.4 pesos para cada uno, al año; entonces, al mes cada representante del pueblo obtiene 236 mil 67 pesos que suelen dividirse en salario neto, prestaciones, vales de despensa y de gasolina y seguro médico. Claro está que si alguien es presidente de equis comisión, entonces se merece un bono de compensación o de estímulo mayor. A todo dar.

Pero la Tesorería del Senado dice que un día de dieta de un legislador es de 5 mil 714.79 pesos, lo que implica que al mes la dieta total es de 171 mil 443.7 pesos; y la página web del Senado explica que la dieta mensual bruta de un senador es de 117 mil pesos. Pónganse de acuerdo.

PRIMERA CAIDA.- “Cuando las instituciones cumplen un año más, hay un reconocimiento que se hace por parte del Senado y hay algunas que son representativas de los mexicanos, como lo son las del futbol”. “Yo quiero felicitar al Club América que cumplió 100 años y quiero que lo pongan de manifiesto porque en verdad considero que es algo que representa a muchos mexicanos”. ¿De quién fue tan brillante aseveración?

SEGUNDA CAIDA.- Pues nada más ni nada menos que de la senadora por Yucatán y tristemente célebre ex alcaldesa de Mérida por un año y cachito, la priista Angélica Araujo Lara.

TERCERA CAIDA.- ¿Para eso se le pagan miles de varos, arquitecta?, ¿para pedir aplausos a equipos de futbol? Da coraje, señito, la verdad.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios