14 de Diciembre de 2018

Opinión

Ebrard contra todos

Para la presidencia del PRD tendrá, primero, que derrotar a Los Chuchos y a otras corrientes al interior.

Compartir en Facebook Ebrard contra todosCompartir en Twiiter Ebrard contra todos

Es como la luna: cuando no crece, mengua. 
Florestán

El regreso de Marcelo Ebrard no puede sorprender a nadie. Ni a él mismo.

El exjefe de Gobierno se retiró al terminar su gestión, el pasado 5 de diciembre. Viajó, descansó y afinó, solo afinó, porque la decisión la tenía tomada desde hace mucho, desde que dejó la candidatura de la izquierda a Andrés Manuel López Obrador, y solo esperaba el momento que pareció dárselo la declaración del presidente Enrique Peña Nieto, en Londres, sobre la inminencia de la reforma energética,

Aquel día, un frenético Ebrard tuiteó por horas para luego saltar a algunos medios tradicionales donde llegó a retar al Presidente de la República a un debate cara a cara, dijo, dándole lugar, fecha y hora.

El guante fue recogido por una oficina que le respondió que se dirigiera a un subsecretario de Energía, lo que lo desilusionó de dientes para afuera, en el fondo, sabía que el titular del Ejecutivo nunca iba a debatir con él, no son pares, sobre este o ningún otro tema.

Pero era su estrategia.

Luego acudió al evocador encuentro del ayer por cuenta del rechazo a la mencionada reforma, donde se retrató al lado de Cuauhtémoc Cárdenas y de Jesús Zambrano. Allí estaba también su sucesor, Miguel Ángel Mancera.

De ahí pasaría al anuncio de su Movimiento Progresista, plataforma desde la que busca la presidencia del PRD, para desde ahí saltar a la de la Presidencia de la República.

Esa es su hoja de ruta.

Pero para la presidencia del PRD tendrá, primero, que derrotar a Los Chuchos y a otras corrientes al interior del PRD que no lo van a dejar pasar; y para la Presidencia de la República, como izquierda, a López Obrador, quien es desde ya el candidato de Morena, y como un movimiento de los ciudadanos y del mismo PRD, a Miguel Ángel Mancera, de lo que se está ocupando ya René Bejarano y su banda, sus delegados incluidos

Por eso digo que no está fácil.

Pero ese es el proyecto de Ebrard que, como el de cualquiera, merece respeto y el beneficio de la duda.

Aunque lo veo más que complicado, difícil y para algunos imposible.

Retales

1. LÁPIZ. En la Secretaría de Energía cercanos a Pedro Joaquín Coldwell corren el lápiz a la iniciativa de reforma energética del gobierno federal, que deberá estar lista la semana que viene;

2. OTRA. Ayer se reunió Gustavo Madero con sus legisladores para revisar su iniciativa y tenerla lista para presentarla el miércoles a la Permanente, que la habrá de turnar a comisiones de la Cámara de Diputados; y

3. RECURSOS. Hablan de promover el turismo, pero de acuerdo al informe de Hacienda al Congreso, hay un subejercicio en el rubro de Apoyos para el Desarrollo de la Oferta Turística. No se han ejercido los 300 millones de pesos destinados en los primeros cinco meses del año. El total anual es de mil 500 millones.

Nos vemos mañana, pero en privado

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios