12 de Noviembre de 2018

Opinión

El culebrón de Pemex, Cristina Fernández y Slim

Pemex, que busca invertir en uno de los yacimientos más “prometedores” de Sudamérica tiene 9.56% de las acciones de Repsol.

Compartir en Facebook El culebrón de Pemex, Cristina Fernández y SlimCompartir en Twiiter El culebrón de Pemex, Cristina Fernández y Slim

No son pocos los medios en Argentina que especulan sobre una negociación entre la paraestatal YPF y Pemex para explorar un yacimiento de petróleo y gas en la Patagonia llamado Vaca Muerta. Ésta, que podría ser una nota más de energía, tiene muchos más ingredientes para ser un auténtico culebrón empresarial con muchos mexicanos en el medio.

Protagonista 1: YPF, una paraestatal que en 1999 compró Repsol y que en mayo de 2012 el gobierno argentino decidió expropiarle 51% de su capital accionario. Una vez estatizada, Carlos Slim compró 8% de las acciones. Algunos medios argentinos señalan a Juan Manuel Abal Medina como uno de los puentes que unieron a México con Argentina. Se trata de un asesor personal de Carlos Slim que es ni más ni menos que el padre del actual jefe de gabinete de Cristina Fernández, quien también se llama Juan Manuel Abal Medina.

Protagonista 2: Pemex, que busca invertir en uno de los yacimientos más “prometedores” de Sudamérica. Petróleos Mexicanos, por su parte, tiene 9.56% de las acciones de Repsol. Pero parece que será por un rato nomás, ya que acaba de anunciar su intención de vender esta participación en la empresa española. 

Protagonista 3: Repsol, que reclama 10 mil 500 mdd por la expropiación de la mayoría de YPF. Aún no ha habido ningún pago ni arreglo. El gobierno argentino está en una pelea frontal contra Repsol. El conflicto se acelerará esta semana en el CIADI (Centro Internacional de Arreglo de Diferencias de Inversión) al iniciar el proceso de arbitraje de Repsol contra el gobierno argentino. El Banco Mundial nombró como presidente de este tribunal al abogado mexicano Claus von Wobeser, fundador del despacho local Von Wobeser y Sierra. 

Las negociaciones de cobro por parte de Repsol (casi nulas, por cierto) las está llevando Isidro Fainé, presidente de Caixabank (que posee 12.53% de las acciones de Repsol). Caixabank es el banco español que cuenta con 9% de las acciones de Grupo Financiero Inbursa, propiedad también de la familia Slim. 

Este enredo digno de telenovela parece no preocupar a Emilio Lozoya, director general de Pemex, quien espera que el gobierno de Cristina Fernández le levante el pulgar para invertir en la Patagonia. 

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios