20 de Septiembre de 2018

Opinión

Entre huracanes y exgobernadores

Quintana Roo está marcado por la furia incontenible de huracanes devastadores, por la valentía de hombres y mujeres que han sabido defenderlo en distintos períodos históricos...

Compartir en Facebook Entre huracanes y exgobernadoresCompartir en Twiiter Entre huracanes y exgobernadores

Quintana Roo está marcado por la furia incontenible de huracanes devastadores, por la valentía de hombres y mujeres que han sabido defenderlo en distintos períodos históricos y también duele decirlo, por la afrenta de algunos de sus gobernadores que lo convirtieron en botín personal.

Con mucha razón el gobernador del estado señaló durante la Sesión Solemne por el 41 aniversario de la creación del Estado que “tenemos claro que debemos identificar y hacer a un lado a falsos mesiánicos que sólo intentan llegar al poder porque creen poseer predestinaciones honorificas o patentes de corso”. Y sin duda alguna hubo muchas interpretaciones a sus palabras. Nadie pudo evitar evocar los nombres de Juan Ignacio García Zalvidea y de Gregorio Sánchez Martínez, opositores que se atrevieron a desafiar en el pasado reciente a la omnímoda estructura de poder local. Otros, le dieron una dimensión actual al mensaje enfático del mandatario.

Pero muy pocos, en el recinto del Poder Legislativo, pudieron o quisieron etiquetar las palabras del gobernador del estado en la figura de alguno de los exgobernadores presentes en la Sesión Solemne. Roberto Borge no quiso que así se interpretara y con la habilidad que lo caracteriza optó por agradecer el trabajo y el esfuerzo de cada uno de los titulares del Poder Ejecutivo que ha tenido Quintana Roo de 1974 a la fecha. 

En ese tenor agradeció desde el micrófono a “don Chucho” (Jesús Martínez Ross); al doctor Miguel Borge Martín simplemente lo llamó “tío” y a Mario Villanueva le agradeció a través de su esposa Isabel, presente en el recinto legislativo. Luego también expresó su agradecimiento a Pedro Joaquín y a Hendricks; aunque se le olvidó mencionar a su antecesor Félix González Canto, una omisión que la mayoría calificó de involuntaria.

La Sesión Solemne arropó a la vieja guardia priísta (diputados constituyentes, ex diputados, ex gobernadores y políticos inactivos) con la nueva generación de jóvenes promovidos a las más altas esferas del poder público sin el conocimiento preciso del devenir histórico de su Estado. La ignorancia de la historia local no le permite a esta nueva camada definir quién fue más perjudicial para Quintana Roo, si el Janet o Villanueva, el Gilberto o Hendricks, así de simple.

No obstante, el sentimiento de identificación con Quintana Roo – tierra nativa o adoptiva, según sea el caso- se respiró hondamente durante el desarrollo de la Sesión Solemne. “Nos sentimos orgullosos de nuestra mexicanidad y vibrantes de nuestro quintanarroismo, gracias al que sobrevivimos y que nos empuja al logro constante de metas de desarrollo  y bienestar, para seguir sumando a la transformación nacional a la que nos ha convocado el presidente Enrique Peña Nieto”, remató Borge Angulo. El próximo año, al cumplir Quintana Roo 42 años de haberse constituido como entidad federativa, un nuevo gobernador empezará a escribir otro episodio de nuestra historia local… 

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios