19 de Septiembre de 2018

Opinión

¡Entró en vigor!

Finalmente entró en vigor el tan polémico Nuevo Reglamento de Tránsito...

Compartir en Facebook ¡Entró en vigor!Compartir en Twiiter ¡Entró en vigor!

Finalmente entró en vigor el tan polémico Nuevo Reglamento de Tránsito en la capital del país. Para muchos ciudadanos, la medida resulta poco coherente y hasta abusiva por parte de la autoridad, ya que, es considerada como una medida recaudatoria y no una herramienta que proteja a todos los capitalinos, que usan transporte público, privado, otros medios de transporte y peatones.

Según lo que dio a conocer la  Secretaría de Seguridad Pública del D.F., en el primer día de su aplicación, se impusieron más de mil 480 infracciones, la mayoría por conceptos como el no usar cinturones de seguridad cuando se conduce, el uso de celulares y dispositivos móviles, no respetar las líneas peatonales y ciclo vías, así como los carriles destinados para el uso de metro bus y trolebuses; en el caso de los motociclistas, la sanción más recurrente fue por no usar casco al conducir.

El efecto del nuevo reglamento se manifestó en las calles y avenidas, ya que desde temprano, los conductores intentaron respetar el límite de velocidad, no por ser consientes y congruentes con la nuevas disposiciones, sino por el temor a ser captados por las cámaras de foto multa, hecho que provocó que se incrementaran los tiempos de traslado.

Lo cierto también es que la Ciudad de México, no está preparada para tales cambios , y no por responsabilidad de los ciudadanos, sino porque la infraestructura vial no es la adecuada, un ejemplo de ello son los miles de semáforos que no están sincronizados, la desactualizada nomenclatura, eso por mencionar algunos detalles, pero lo más grave de todo, es que los propios policías encargados de aplicar dicho reglamento han dicho que la capacitación no fue suficiente, y en algunos casos no la recibieron. Entonces aquí viene la pregunta, ¿era necesario un nuevo reglamento, sin contar con la infraestructura vial? 

Para muchos la respuesta es no, pero lo cierto es que el reglamento contempla como bien lo comentó un lector la semana pasada, hay cosas rescatables como los derechos y obligaciones de ciclistas, la preferencia a los peatones, los seguros para los vehículos con obligatoriedad de responsabilidad civil y muchos otros que puede consultar bajando la aplicación para dispositivos móviles “Mi policía”.

Cabe destacar que a pesar de que considero que el nuevo reglamento de tránsito debió adecuarse a la realidad que se vive en la Ciudad de México, en muchas otras ciudades en el país, deberían actualizar sus propias reglamentaciones, ya que comparado con el de ciudades como Cancún, que cabe decir, conservo un ejemplar de los años en lo que felizmente viví  ahí, dista mucho del que se implementó recientemente en D.F. 
  
Por lo pronto, los habitantes de la Ciudad de México, tendrán que irse acostumbrando poco a poco a la nueva medida e ir cambiando las malas costumbres que durante décadas se han adoptado con respecto a la movilidad.

¡Que la pluma siga girando!

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios