19 de Enero de 2018

Opinión

Hartazgo magisterial

Como bombas de racimo, los conflictos en el sector educativo están estallando uno por uno detonados por la negligencia de la titular de la Secretaría de Educación y Cultura

Compartir en Facebook Hartazgo magisterialCompartir en Twiiter Hartazgo magisterial

Como bombas de racimo, los conflictos en el sector educativo están estallando uno por uno detonados por la negligencia de la titular de la Secretaría de Educación y Cultura, Marisol Alamilla Betancourt, cuya actitud despótica y su falta de resultados han provocado que el magisterio quintanarroense la repruebe y empiece a movilizarse en su contra.

El primer estallido está programado para este jueves en Cancún, donde los delegados sindicales de las Secundarias Generales acordaron realizar un paro parcial de labores tras ser ignorados una y otra vez por la autoritaria funcionaria cuando le exponen sus problemas.

Y es que Marisol Alamilla está sobrada de soberbia, creyendo que con el SNTE local de aliado –porque ella llegó al puesto gracias a negociaciones de la organización sindical– puede hacer y deshacer a su gusto sin que los maestros respinguen.

Parece que la funcionaria olvidó que en Quintana Roo todos los conflictos magisteriales –2008 y 2013, los más recientes– han desbordado por completo al sindicato, que por el descrédito de sus liderazgos está reducido a un club de amigos con títulos nobiliarios que no representa al sector magisterial.

Los secretarios delegacionales de secundarias en Cancún dieron el primer paso, ignorando al monigote que se ostenta como líder del SNTE, Fermín Pérez Hernández, quien está completamente hincado ante la dependencia educativa por “órdenes de arriba”.

El estallido en Cancún ha inspirado a maestros de secundaria de todo el estado que arrastran los mismos problemas, y desde ayer mismo se empezó a gestar la ampliación de las protestas en el centro y sur de Quintana Roo, si los reclamos no son desactivados en breve.

El problema es que ante la incapacidad de Marisol Alamilla, ha sido el gobierno estatal el que ha tenido que salir a su rescate para mantener las aguas en calma, como lo hizo el pasado lunes al resolver el pago de compensaciones a maestros de tiempo completo que la dependencia pretendía cubrir hasta marzo.

Como si no tuviera suficiente, la insensible funcionaria atentó también contra las pensiones alimenticias de los hijos de profesores, ya que de manera unilateral decidió retrasar el pago hasta el 3 de febrero, a pesar de que ese concepto se descuenta puntualmente de los salarios.

Madres afectadas por esta imperdonable medida han hecho patente su enojo en la dependencia, abriendo un nuevo frente de guerra.

En solo tres meses Marisol ha dilapidado su futuro y su cabeza ya está en la mira del magisterio..

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios