18 de Febrero de 2018

Opinión

Irving Berlín o la continuidad cultural

Siendo él mismo académico, al principio recibió la Dirección de Cultura en números rojos...

Compartir en Facebook Irving Berlín o la continuidad culturalCompartir en Twiiter Irving Berlín o la continuidad cultural

El Ayuntamiento de Mérida ratificó al Dr. Irving Berlín Villafaña al frente de la Dirección de Cultura, siendo esta la noticia más relevante de la semana en nuestro municipio, al otorgar la continuidad de los proyectos iniciados durante una gestión que, en lo general, ha sido calificada como positiva tanto por artistas como por ciudadanos. Durante su primer periodo, del 2012 a la fecha, tuvo el acierto de continuar con los programas culturales que se vienen haciendo desde otras administraciones, atendiendo tanto el segmento tradicional como el infantil, pero, sobre todo, incluyendo aspectos de la cultura que normalmente no se consideraban dentro de las artes, como lo es la gastronomía y las actividades académicas.

Siendo él mismo académico, al principio recibió la Dirección de Cultura en números rojos y con la reticencia del sector artístico que miraba con suspicacia que un estudioso y no un artista encabezara tan importante institución para la ciudad (su vertiente como poeta es menos conocida), y es precisamente esta cualidad la que ha venido a aportar cambios importantes en la manera de concebir la cultura, ya que el hecho de que implementara un Diplomado en Gestión y Marketing Cultural (Universidad Modelo/Conaculta) y un Máster Internacional en Gestión de Políticas y Proyectos Culturales (UADY]/Universidad de Zaragoza/Conaculta) constituyen un semillero de profesionalización para creadores y promotores cuyos frutos apenas están por vislumbrarse.

La remodelación del auditorio “Silvio Zavala Vallado” del Olimpo es muestra de ello, los recursos se consiguieron gracias a la gestión realizada ante el Programa de Apoyo a la Infraestructura Cultural de los Estados, lo que da cuenta  de que los nuevos modelos en la forma de entender y hacer cultura sí dan resultados. Su programa más exitoso, La noche blanca, es parte de la misma inclusión y trabajo en conjunto con centros culturales, galerías y creadores independientes.

Queda mucho trabajo por hacer, hay pendientes en materia de promoción y difusión de eventos, achacables a su departamento de comunicación y prensa. También sale a deber en ciertas disciplinas artísticas, tal es el caso de literatura, donde numerosos escritores han manifestado inconformidad ante la nimia producción editorial que en el pasado era punta de lanza de la dirección a su cargo, ya que el actual proyecto de libros digitales no termina de convencer y ha fallado en dar a conocer la creación local a pesar de las plataformas virtuales, pues los tirajes impresos son de 50 ejemplares, que no se pueden conseguir ni en la biblioteca José Martí. Si en impreso nadie los lee, en digital menos. ¿Por qué no reforzar ambos soportes en coedición con editoriales que garanticen su distribución nacional? Esperemos esta ratificación sirva para desfacer los entuertos: esta ciudad lo necesita.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios