15 de Octubre de 2018

Opinión

El libre albedrío

El concepto hace referencia a la voluntad o la autonomía de una persona al actuar.

Compartir en Facebook El libre albedríoCompartir en Twiiter El libre albedrío

Vocablo. El término albedrío procede del vocablo latino arbitrium. El concepto hace referencia a la voluntad o la autonomía de una persona al actuar.

Definición. La definición descrita me lleva a deducir que las personas no actúan a partir de un condicionamiento, sino que lo hacen de acuerdo con su voluntad, es por ello que un sujeto que decide una acción es y debe ser responsable de los efectos de la misma.

Nexo. El concepto albedrío por lo general aparece incluido en una noción más amplia: “libre albedrío” y es empleado con frecuencia en el ámbito de la religión y la filosofía.

Decisión. Las implicaciones del libre albedrío atañen a lo que el ser humano posee para decidir y actuar por su cuenta, sin estar atado a una divinidad o al destino.

Premisa. Pues bien, ese instrumento, actitud o aptitud humana, que es de uso casi permanente, está funcionando acorde con su significado y no tiene fallas: permite que las personas tomen sus propias decisiones y se conduzcan de acuerdo con su beneficio, pero, por otro lado, vienen las consecuencias, que, si hubiere la necesidad de hacer una explicación, la haríamos bajo la premisa de que a toda acción le corresponde una reacción; es aquí donde empiezan los conflictos.  

Detalle. Pequeño detalle: no queremos saber nada acerca de las reacciones o consecuencias generadas por nuestro actuar derivado de nuestra voluntad o libre albedrío; estamos convencidos, indebidamente, de que ante el hacer, el decidir, el decir y el actuar, no podrán imponerse límites, en otras palabras “no tiene por qué pasar nada”.

Formación. A lo largo de mis aportaciones en esta columna insisto y volveré a insistir en la situación que guarda la formación humana; en esta ocasión, tampoco será la excepción: una sociedad debidamente formada tendrá circunstancias de bienestar inmejorables para todos, promoverá condiciones para el bien común y sin duda podrá entender los alcances del uso de la voluntad o del libre albedrío, asumiendo responsablemente las consecuencias que ello implique.    

Reflexión. ¿Cuál es el uso que le das a tu libre albedrío y a tu voluntad?

Comentarios: [email protected]

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios