19 de Octubre de 2018

Opinión

Licencias y renuncias

El proceso electoral no sabe de treguas navideñas en Quintana Roo...

Compartir en Facebook Licencias y renunciasCompartir en Twiiter Licencias y renuncias

El proceso electoral no sabe de treguas navideñas en Quintana Roo, y sus protagonistas desarrollan su libreto en frentes diversos, tanto en los pasillos del Congreso local como en escenarios marginales pero no menos llamativos.

Este lunes al mediodía, la Diputación Permanente del Congreso aprobó por unanimidad la solicitud de licencia temporal presentada por el diputado priista y Presidente de la Gran Comisión del Congreso, José Luis Toledo Medina, quien tiene en la bolsa la candidatura a la diputación por el primer distrito, con cabecera en Playa del Carmen.

Toledo oficializa lo que era un secreto a voces desde hace meses, ya que su nombre había destacado en la selecta relación de aspirantes. Por lo pronto, el horizonte inmediato del diputado con licencia temporal es de tiempos de intensa campaña, sin adversario visible hasta ahora.

Deja vacante una posición muy perseguida y que quedará en manos de Pedro Flota Alcocer, coordinador de la bancada priista que apenas el pasado viernes soltó las riendas del Tricolor a nivel local. Las señales han sido clarísimas desde el pasado fin de semana.

En otro frente no menos interesante, el ex alcalde capitalino Andrés Ruiz Morcillo renunció este lunes al PRI, para buscar la diputación federal a través de una posible candidatura independiente.

Las ambiciones políticas del polémico político chetumaleño eran de sobra conocidas, e incluso se rumoró en los meses previos que estuvo “coqueteando” con la oposición, particularmente con un PRD que se ha cruzado de brazos fuera de Cancún.

Andrés Ruiz Morcillo no desistió en su idea de convertirse en candidato a la diputación federal, deseo que expresó directamente a la dirigencia que en ese momento estaba en manos de Pedro Flota Alcocer, y al mismo delegado del PRI nacional, el ex gobernador de Oaxaca Ulises Ruiz Ortiz, aunque desde el principio supo que sus posibilidades eran minúsculas.

Ahora, con el tiempo encima y con una estructura política pequeña pero bien consolidada, Morcillo formalizó su renuncia al PRI para contender de forma independiente, y de concretarse su candidatura se convertiría en un rival muy incómodo.

La decisión de Morcillo fue planificada a conciencia, y cuando el PRI estatal se encontraba acéfalo presentó una renuncia sin destinatario específico, pero que sacudió de inmediato las plácidas aguas. 

Eso sí, su participación le pone picante al proceso que empieza a calentarse ante la cercanía de las pre campañas y campañas. Y a partir de enero irá subiendo la temperatura, aunque hasta el momento los partidos de oposición no han hecho acto de presencia, a menos que su arma secreta sea la incorporación de un ex priista, como ya ocurrió con el ex rector de la UQROO, José Luis Pech Várguez.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios