21 de Septiembre de 2018

Opinión

Maximiza la productividad

Hoy en día son cada vez más los estudiantes o recién egresados que apuestan por un proyecto propio...

Compartir en Facebook Maximiza la productividadCompartir en Twiiter Maximiza la productividad

Hoy en día son cada vez más los estudiantes o recién egresados que apuestan por un proyecto propio. Sin embargo, aunque varios logren llegar a su meta, la falta de experiencia los hace caer en los errores básicos de muchos empresarios, confunden la productividad con el tiempo que se pasa en el lugar de trabajo, y no con el trabajo que se logra cumplir en ese periodo.

Actualmente son más las empresas que apuestan por evolucionar su estructura laboral, como el caso de Google, donde el 20% del horario de sus empleados está destinado a actividades propias, desde dormir una siesta hasta disfrutar de algunos videojuegos, esto con la finalidad de estimular su creatividad y romper con la monotonía en su lugar de trabajo.

Es recomendable que una vez establecida tu empresa, realices evaluaciones trimestrales sobre la productividad y cómo puedes mejorarla, detectando tiempos muertos y los lapsos donde el trabajo de tus empleados es más efectivo, reforzando esos momentos, eliminando poco a poco los de baja actividad.

El primer paradigma que hay que eliminar, es que la productividad es igual a las horas que tus empleados están en la empresa, si tomamos un trabajo donde se labora 24 horas y sólo tienes dos turnos, las últimas cuatro horas de cada lapso serán las menos productivas, ya sea por que el cansancio ha mermado a tus empleados o porque, en el caso de los trabajos creativos -como diseño gráfico-, las ideas se han estancado al no tener momentos para gestionar nuevas, dando infinidad de vueltas sobre una misma.

Basado en ello, incluso contemplar nuevos horarios de labores es factible, ya que muchas veces se trabaja mejor a las 10 horas, que a las 6 horas, lo que puede incluso representar un ahorro, ya que si tus empleados logran rendir al máximo en productividad durante la semana, es posible reducir los días de trabajo de lunes a viernes solamente, y en consecuencia, aumentar tus ingresos y la calidad de los servicios que ofreces, además de mejorar el ambiente laboral, lo que influye directamente en la calidad de servicio que se da a los clientes.

Si bien no es una medida idónea para todos los tipos de negocio, el hacer un análisis de productividad cada tres meses, puede revelar puntos de vital importancia para mejorar tu empresa, y en el caso de los jóvenes emprendedores, tienen la ventaja de empezar de cero, lo cual facilita los cambios, a diferencia de las empresas con años de labor, lo que a la larga, crea hábitos y paradigmas difíciles de sustituir.

Es de suponer que Albert Einstein tenía razón cuando expresó que si uno quiere resultados distintos, no hay que hacer siempre lo mismo.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios