17 de Octubre de 2018

Opinión

Médicos a la calle

El personal médico de gran parte del país cerró filas para solidarizarse con 16 colegas del Hospital de Pediatría del IMSS...

Compartir en Facebook Médicos a la calleCompartir en Twiiter Médicos a la calle

El personal médico de gran parte del país cerró filas para solidarizarse con 16 colegas del Hospital de Pediatría del IMSS en Jalisco que enfrentan un juicio acusados de homicidio culposo por presunta negligencia médica, señalados como responsables de la muerte de un adolescente de 15 años, deceso ocurrido en 2009.

Unos 230 médicos y enfermeras de Chetumal marcharon este domingo por la principal avenida de la capital del estado y se manifestaron ante la Subdelegación de la Procuraduría General de la República (PGR), sumándose al movimiento nacional #Yosoymédico17 para exigir que se despenalice el ejercicio de la profesión.

Galenos y personal auxiliar del Hospital General,  IMSS, ISSSTE y clínicas particulares se concentraron con mantas y pancartas, todos con batas blancas para participar en una marcha silenciosa por la avenida de Los Insurgentes. Hasta ahí es justo reconocer el acto solidario, pero queda una asignatura pendiente relacionada con los derechos del paciente y sus familiares.

Porque los actos de negligencia médica han ocurrido tanto en clínicas privadas como públicas, y son acciones irresponsables atribuibles a galenos y personal auxiliar, ya que se trata de eslabones que deben estar en óptimas condiciones, sin que se tenga que correr el riesgo del colapso en una de las etapas, como puede ser la aplicación de la anestesia o una mala valoración del paciente, algo que ha ocurrido con efectos significativos e incluso devastadores.

Aunque ha sido una promesa incumplida, contar con una Comisión Estatal de Arbitraje Médico es una garantía para profesionales de la medicina y pacientes con sus familiares, ya que la deficiente atención es provocada por el limitado y anticuado equipo que impide valoraciones más precisas, marcando la diferencia entre la vida y la muerte. Pero el galeno tiene que trabajar con lo que hay a la mano.

Por ello se tiene que consolidar en principio lo relacionado con la capacitación del personal médico y garantizar equipo actualizado y suficiente para el número de pacientes. Pero todo falla si interviene un elemento con nula sensibilidad o que toma decisiones a la ligera, complicando una intervención de rutina hasta convertirla en un asunto de extrema urgencia que puede desembocar en la tumba.

El tema es delicado y hay que discutirlo a plena luz del día, por salud pública.

                                Relevo en la UPD

En días pasados se efectuó el relevo en la Dirección General de la Unidad 231 de la Universidad Pedagógica Nacional, institución formadora de profesionales de la educación en licenciatura y posgrado. A esa institución educativa llegó como director general el maestro Ricardo de Jesús Ruiz Morcillo.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios