18 de Julio de 2018

Opinión

Nuestra lengua materna: el maya

No es falacia afirmar que una gran cantidad de maya hablantes ocultan su idioma materno en las paredes de su hogar.

Compartir en Facebook Nuestra lengua materna: el mayaCompartir en Twiiter Nuestra lengua materna: el maya

Para entender una cultura en toda su extensión es necesario apropiarse de la lengua. Este paradigma da respuesta a la curiosidad de personas, con prestigio o no, que suelen visitarnos del extranjero para aprender el maya. La situación es contradictoria a la reacción que tenemos los indígenas mayas asentados en el territorio de Yucatán, porque no es falacia afirmar que una gran cantidad de maya hablantes ocultan su idioma materno en las paredes de su hogar. Tengo recuerdos de infancia cuando mi padre nos castigaba con un sonoro was’k’op, a mí y a mis hermanitos por utilizar el maya en los juegos de la calle. Existen explicaciones a esta situación, una está en razón de la escasa conciencia de etnicidad que tienen los mayas contemporáneos del Estado, a diferencia de los macehuales localizados en el oriente estatal y poniente de Quintana Roo, quienes reconocen su origen y mantienen polarización con autoridades que interfieren en su autodeterminación. La segunda razón es el férreo control que tienen los diferentes niveles de gobierno, no solamente sobre los mayas yucatecos, sino con las etnias nacionales, ejercido a través de un asistencialismo dadivoso, al punto de borrar todo el orgullo indígena, entre otras cosas. La desindianización de Carlos Montemayor y la asimetría étnica de Schemelkes adquieren concreción en este aspecto.

De esta manera a lo más que puede llegar un maya actual es a reconocer que “entiende” la lengua y la vez la habla, pero con cierta dificultad. Estos factores narrados aún no son apocalípticos para el idioma maya yucateco. Los signos de extinción de la lengua parecen lejanos, aunque sus debilidades frente a idiomas dominantes son constatables, la lengua maya es un idioma estructuralmente oral. La lectura y escritura no ha trascendido; si el analfabetismo en español estadísticamente no resulta agradable, ni qué opinar del analfabetismo en el idioma maya. Se hace urgente iniciar una gran campaña de alfabetización en este idioma; si se busca un manual para ello, lo tengo.

Es loable que exista un movimiento étnico que tiene como eje la lengua materna; sus protagonistas son jóvenes y adultos que han logrado acceder a la educación superior; desde la visión de su etnicidad, realizan valiosas contribuciones. Estos intelectuales indígenas mayas yucatecos han logrado la producción de conocimientos, reformulado conceptos, revelando las asimetrías y elaborando, a través de actividades sociales, culturales o científicas, una visión reivindicativa en materia lingüística, cultural e histórica.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios