19 de Agosto de 2018

Opinión

Por qué no hay mercados nuevos

En EU es legal el comercio ambulante, pero no se puede quedar en un lugar y no puede vender más de lo que puede cargar y esto a no menos de 300 metros de escuelas y parques.

Compartir en Facebook Por qué no hay mercados nuevosCompartir en Twiiter Por qué no hay mercados nuevos

El desarrollo de la mancha urbana es hacia todas direcciones en la ciudad de Mérida, en los cientos de zonas habitacionales nuevas siempre hay ante el Ayuntamiento requirimientos de parques, centros comerciales y hasta iglesias, pero nunca ha habido para mercados públicos.

El ambulantaje y los tianguis son una realidad en todo el mundo, de hecho en la historia precolombina de México los mercados fueron lugares de mucha importancia en el intercambio de bienes y en esas operaciones se inventó el dinero; hoy los supermercados y pequeñas plazas son el centro de intercambio, pero no son suficientes y tienen una limitación: no puede ser desplazada mercancía de contrabando, ni tampoco sin pagar impuestos.

¿Pero cómo lo hacen en el mundo? En Estados Unidos es legal el comercio ambulante, pero no se puede quedar en un lugar y no puede vender más de lo que puede cargar y esto a no menos de 300 metros de escuelas y parques. En  Europa también es legal, limitado sólo a cierto tipo de alimentos y productos. En la Ciudad de México el comercio ambulante es una tradición y el de comida es casi una necesidad, pero en todos esos lugares, con diferentes formatos y regulaciones, existe un denominador común: todos los permisos son otorgados por los ayuntamientos y en todos como requisito se pide el alta de hacienda.

El fracaso o éxito de los mercados depende de la naturaleza de los productos. Ejemplo: si los artículos son “de impulso” (es decir no necesarios y que sólo por su precio o presentación son comprados) necesitan tráfico y choque de la gente para su venta, como juguetes, bisutería femenina o fundas de celular,  de ahí el éxito del pasaje Emilio Seijo. Si los productos son ropa, zapatos o artículos electrónicos podrán estar en espacios más escondidos y ser plenamente identificados por el consumidor, por ejemplo la Plaza de la Tecnología.

La razón de que no haya mercados nuevos es porque los ambulantes no necesitan permisos para su operación en calles y tianguis en parques de Mérida, no cuentan con espacio en las nuevas zonas habitacionales porque no son requeridas ni planeadas por la autoridad y cuando tienen licencias no se les pide alta de hacienda. Hasta Uber requiere que estés dado de alta para operar en su plataforma. No es hacienda, no es la ley, no es el alcalde o el gobernador, es cuestión de orden.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios