15 de Noviembre de 2018

Opinión

Por qué en Yucatán hay salarios bajos

La población del Estado se ocupa más en comercio y servicios que la del centro y norte del país; aquí hay menos actividad industrial.

Compartir en Facebook Por qué en Yucatán hay salarios bajosCompartir en Twiiter Por qué en Yucatán hay salarios bajos

El problema del sur del país y de Yucatán no es el empleo, sino los salarios bajos; nuestra tasa de empleo es superior a la media del país. Investigando pude visualizar varios puntos. Son pocos los indicadores económicos regionales en el sistema estadístico, pero suficientes para diagnosticar.

Cuando uno le pregunta a una autoridad por qué hay salarios bajos en Yucatán, responde que es por la baja productividad; productividad  es  hacer más con menos, pero eso no me aclara el porqué de los salarios bajos.

Antes que nada les doy números: en el norte del país el 41% de la población está ocupada en la informalidad; en Yucatán el 63%. El salario promedio del centro del país es un 63% más alto que el de Yucatán. La población de Yucatán se ocupa más en comercio y servicios que la del centro y norte del país; aquí hay menos actividad industrial.

Ante salarios bajos:

1) Necesitamos atraer riqueza del exterior; productividad económica es que las empresas vendan no sólo a la ciudad y al Estado, sino a otros estados y exportar.

2) No existe ningún banco regional; el crédito es esencial para el crecimiento empresarial y no existe un banco con vocación peninsular.

3) Las carreras que existen y se promueven no son las que prevalecerán en el futuro; necesitamos más ingenieros en comunicación y menos contadores, más biomédicos y menos dentistas,  más ingenieros industriales y menos licenciados en derecho.

4) Políticas públicas, es decir, concentrar todas las compras de gobierno en empresas locales y si no existen productos señalar cuáles son y a qué precio los desean tener para que el gobierno incentive empresas e inversiones nuevas. De igual manera los empresarios deben desarrollar proveedores locales.

5) La informalidad y la competencia desigual; la tolerancia de las autoridades a ventas de productos de contrabando en tianguis públicos es inexplicable; se violan leyes fiscales, de calidad y otras más, pero, para el comerciante vender contrabando  es cuestión de sobrevivir.

Es difícil leer problemas regionales, la asociación de supermercados (Antad) no tiene estadísticas regionalizadas, y si el consumo sube, los políticos del centro piensan que todo el país consume igual; esta aseveración es incorrecta. Con  un salario más bajo y sabiendo que el componente de alimentos y bebidas de la inflación es el que más sube, es fácil inferir que en Yucatán es bajo por los elementos ya descritos. En Quintana Roo es diferente porque la dinámica económica es otra, pero ese será tema de otro artículo.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios