21 de Septiembre de 2018

Opinión

Que dejen de mentir todos

Estoy seguro que todos queremos un México mejor, libre de violencia, donde haya oportunidades de desarrollo y progreso para todos,

Compartir en Facebook Que dejen de mentir todosCompartir en Twiiter Que dejen de mentir todos

Tengo la impresión de que los eternos usufructuarios del dolor ajeno –porque les es ajeno, aunque les sea muy útil- no están contentos con el resultado de la reunión que el presidente Peña Nieto tuvo el jueves 24 con los padres de los 43 alumnos de la normal de Ayotzinapa aún en calidad de desaparecidos y que no les gustó que el Estado, representado en ese encuentro por el mandatario, no doblara las manos ni dijera lo que ellos querían oír.

Mi impresión se basa en lo que he oído, visto y leído luego de esa reunión, en la que el presidente dijo lo que se esperaba que dijera –porque su discurso y su actuación deben estar sujetos siempre a lo que el Estado de Derecho dispone y no lo que quienes se escudan en el luto de humildes campesinos para socavar las instituciones pretendían que dijera-. Si hay algún caso más investigado, escrutado, analizado dentro  fuera de México es el de Ayotzinapa, donde se ha puesto en claro que fue una autoridad –la municipal de extracción perredista- coludida con el crimen organizado la que secuestró y dio muerte a esos muchachos, víctimas por partida doble de la violencia que impera en franjas del territorio nacional y a la cual ellos no eran ajenos, porque no estaban en las aulas preparándose para ser buenos maestros, sino en una misión: la de causar desorden y violencia en las calles de Iguala usando vehículos robados.

Me sumo a quienes exigen que se aclare todo lo ocurrido, pero no puedo comulgar con quienes –a sabiendas de que los jóvenes están muertos desde el día mismo en que fueron secuestrados- abanican el dolor de los padres  y sus demandas imposibles de cumplir. Si exigen claridad del gobierno, que empiecen por ellos mismos y le digan a esos padres cuál es el  destino de esos jóvenes. 

Estoy seguro que todos queremos un  México mejor, libre de violencia, donde haya oportunidades de desarrollo y progreso para todos, con piso parejo y medios suficientes. Socavando las instituciones, buscando provechos para camarillas embozadas en el luto y la pobreza de humildes familias no lo vamos a lograr.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios