22 de Septiembre de 2018

Opinión

Sobre las muy bellas artes y el cuerpo emocionado

La danza, a través del movimiento y la música, es también un medio de comunicación y expresión.

Compartir en Facebook Sobre las muy bellas artes y el cuerpo emocionadoCompartir en Twiiter Sobre las muy bellas artes y el cuerpo emocionado

Hace poco tiempo, mientras compartía con mi círculo cercano sobre mis nuevas actividades, mencionaba que estaba tomando clases de danza. ¿Danza?, ¿bailas?, ¿ahora eres hippie? Me sentí rara ante la sorpresa y los comentarios de algunos de mis amigos, pero sobre todo ante los prejuicios que giran en torno a esto.

Después de varios cafés llegué a la conclusión de que muchos creen que las bellas artes son algo que no está presente en el día a día, cuando en realidad no es así. Pareciera como si fueran algo distante, ajeno y que nunca podría estar entre las actividades cotidianas de una persona “normal”.

La danza es un arte que está vivo, está reinventándose constantemente; así como la literatura, la escultura, la arquitectura, la pintura, la música, y el cine, que son reflejos de cada periodo de la historia.

Estamos vinculados con ellas más de lo que creemos; por ejemplo, el tango, el baile del abrazo, se podría decir que tiene orígenes obscuros. Nace en los arrabales de Sudamérica, en un periodo de la historia en el que la gente estaba deprimida. Su música triste nos enseña que, como en toda expresión artística, había una gran necesidad de comunicar, y se hizo por medio del arte. 

La danza, a través del movimiento y la música, es también un medio de comunicación y expresión. En ella, todo el tiempo está presente nuestra condición humana.

Si tenemos la posibilidad de movernos, mi consejo es que hay que vivirla y no sólo como espectadores, sino también practicándola en cualquiera de sus manifestaciones. Es tan bondadosa para el cuerpo como practicar alguna disciplina deportiva, el mismo tango se usa como tratamiento para pacientes con padecimientos neurológicos.

En Mérida hay muy buenas opciones de academias y compañías de danza de todo tipo. Yo por lo pronto les recomiendo una milonga que organiza una amiga argentina que vive aquí en la ciudad. Cada 15 días abre un espacio sin fines de lucro, para compartir, abrazarse, aprender y bailar tango. En Facebook la pueden encontrar como Milonga J.B.Sosa.

¡Hagamos bailar al cuerpo emocionado!

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios