15 de Noviembre de 2018

Opinión

Vagones literarios

La obra Cuentos breves para ir venir (2009) contiene quince cuentos breves reunidos en torno a una característica: ir y venir.

Compartir en Facebook Vagones literariosCompartir en Twiiter Vagones literarios

Por la portada cruza velozmente un metro, de color rojo, el mismo color que tienen las columnas sobre las que descansa un blanco techo del que pende un reloj que marca las ocho y diez ¿de la noche? ¿de la mañana?

Debajo de esta imagen aparece un listado de quince nombres, los cuales corresponden a los autores de quince cuentos breves, como denomina el título general de la obra; cuentos reunidos en torno a una característica: ir y venir.

El relato impreso en la contraportada nos descubre que los personajes de estos cuentos viajan mucho; y lo hacen desplazándose en coche, en autobús, en moto, en bicicleta, en tren, en barco, en avión, e incluso en monopatín. La nota editorial nos asegura que los lectores podemos imaginar sus vidas, al igual que podemos viajar con ellos.

La obra Cuentos breves para ir venir (2009) fue editada en España por Punto de Lectura. Reúne relatos de Nuria Barrios, Ignacio Aldecoa, Julio Cortázar, Mario Benedetti, Luis Mateo, Pérez Reverte, Julio Llamazares, Manuel Longares, García Márquez, García Hortelano, Roberto Fontanarrosa, Manuel Vicent, Augusto Monterroso, Juan José Millás, y José María Merino. 

De todos ellos se ofrecen algunos datos al final del libro, como por ejemplo, su lugar de origen, que nos los revela españoles e hispanoamericanos; nacidos todos en el siglo XX.

Mezclo los títulos y te los comparto, imaginando que cada uno corresponde a un vagón del metro que atraviesa por la portada: Una dama en la noche, En el kilómetro 400, Dos en una moto, La pasajera del San Carlos, Maniobras nocturnas, Vaca, Sobre el éxodo, El chopo, Ómnibus, Pinto-Hong Kong-Bali, Sólo vine a hablar por teléfono, El patinador, Zapatos, Una fiesta campestre, El conductor perdido.

Tres de ellos son mis preferidos: el cuento de Aldecoa, el de García Márquez, y el de Vicent, es decir, el de los kilómetros, el del teléfono, el de la noche…El metro se detiene, y a mí me toca bajar…¿tú sigues?

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios