14 de Diciembre de 2017

Opinión

Villanueva y Abuxapqui, solitarios en el sur

La capital del estado no puede contar ni con los dedos de una mano a sus figuras más competitivas.

Compartir en Facebook Villanueva y Abuxapqui, solitarios en el surCompartir en Twiiter Villanueva y Abuxapqui, solitarios en el sur

La capital del estado no puede contar ni con los dedos de una mano a sus figuras más competitivas, capaces de reverdecer los laureles de una clase política que incluso llegó a ocupar la presidencia municipal de Benito Juárez, siendo Mario Villanueva el último en lograr tal proeza (1990), como quien ocupa la alcaldía más polvorienta y desairada de la comarca.

 
Pues bien, Eduardo Espinosa Abuxapqui (Presidente de la Gran Comisión del Congreso) y el alcalde capitalino Carlos Mario Villanueva Tenorio son esas dos figuras que a duras penas conserva una capital que desde 2000 permanece como espectadora del reparto de candidaturas estelares, como el Senado y la gubernatura.
 
Abuxapqui admitió recientemente en SIPSE Café (95.3 de FM) sus aspiraciones de ocupar nuevamente la silla en la que se instaló a partir de 2002, permaneciendo hasta el último segundo hasta ceder la estafeta a Cora Amalia Castilla Madrid (PRI), para asumir la secretaría de Gobierno cinco días después de que Félix González Canto rindió protesta como Gobernador, un 5 de abril de 2005.
 
El líder del Congreso aspira, y ese simple hecho es una especie de estornudo de ogro que encoge al resto de los aspirantes, dándoles si acaso dimensiones de anodinos regidores. De hecho, las dimensiones de Abuxapqui lo catapultan a la estratósfera, convirtiéndolo en una propuesta fulminante para una oposición que no termina de cuajar.
 
Es indudable que Abuxapqui ha acumulado experiencia en su trayectoria política, de tal suerte que está muy bien posicionado tanto en colonias de alcurnia como populares, siendo ubicado como el más reciente chetumaleño que intentó ser candidato del PRI a la gubernatura, apenas en 2010.
 
Me concentro en los priistas porque panistas y perredistas desde el siglo pasado no han lanzado a un solo chetumaleño como candidato a la silla mayor, siendo el último de ellos el desaparecido Carlos Angulo Oliva, quien en el proceso de febrero de 1993 fue un cómodo adversario perredista para el candidato priista Mario Ernesto Villanueva Madrid.
 
Y 19 años sin candidato ajeno al PRI a la gubernatura equivale a los 100 años de soledad de Gabriel García Márquez.
 
Y en cuanto al alcalde Carlos Mario Villanueva Tenorio, ha soportado un huracán político categoría cinco, y lo peor es que en su refugio anticiclónico ha soportado vientos sostenidos de regidoras de casa, pero que dependen de sus respectivos padrinos, comenzando por el ex alcalde Andrés Ruiz Morcillo y el ex gobernador Félix González Canto.
 
Carlos Mario Villanueva también acudió ayer a SIPSE Café, dando la cara y desmintiendo rumores y precisando verdades a medias, lo cual tiene su mérito porque lo más cómodo es “tomar las de Villadiego”.
 
La capacidad para enfrentar situaciones adversas que obligan a reacciones desesperadas no sorprende en Carlos Mario, tomando en cuenta el ejemplo que nos ha dado su padre, sometido a un castigo inhumano por el simple hecho de haber desafiado al presidente Ernesto Zedillo, por lo que fue sentenciado en los medios de comunicación a base de cobardes filtraciones de la PGR.
 
Por cierto, la PGR tan sólo sirve para la política del calambre por consigna, mientras mima, abanica, masajea y sirve los aperitivos a los verdaderos narcotraficantes que son sus amos propensos a la ira. Y en Quintana Roo no podía ser la excepción, ya que todo el peso de la captura de narcotraficantes lo está llevando la Procuraduría de Justicia del Estado, mientras en la delegación de la PGR la especialidad es el juego de damas chinas.
 
Lluvia de licencias en el Congreso
 
Con la cercanía del proceso electoral de 2013 que iniciará en marzo próximo, Eduardo Espinosa Abuxapqui anticipó que en los meses por venir se espera una granizada de licencias, pues muchos diputados –incluido él mismo¬– tienen su corazoncito latiendo por una alcaldía, y quieren lanzarse con todo.
 
Tan sólo en Chetumal, sus cuatro diputados locales no pierden las esperanzas de hacerse de la candidatura del PRI y podrían estar dejando su curul en manos de los suplentes, que esperan con ansias ese momento.
 
De Chetumal, como aspirantes están Luis Torres Llanes, quien ya intentó en la elección pasada ser candidato pero no pudo con el arrastre que traía en ese momento el hijo de Mario Villanueva Madrid. Torres Llanes incluso no descartó lanzarse como candidato ciudadano de no obtener el respaldo de su partido.
 
También aspira a competir por la alcaldía capitalina el médico Manuel Aguilar y hasta Alondra Herrera Pavón, quien cree tener los elementos y la popularidad para ser candidata, aunque sabe que es más que nada un sueño guajiro.
 
Otro que dejará la diputación en breve será el diputado bacalarense José “Chepe” Alfredo Contreras Méndez, quien siente que la alcaldía del décimo municipio ya la tiene en la bolsa. Podría acompañarlo el petista Mauricio Morales Beiza, en caso que se decida a competir.
 
En el mismo caso estarían el cozumeleño Fredy Marrufo Martín y Juan Carlos Pereyra Escudero, de Playa del Carmen, los cuales no se han destapado formalmente, aunque esto no significa que tengan sus aspiraciones y no pueden ser descartados.
 
Con ese panorama, en 2013 el Congreso estará plagado de suplentes que se soban las manos ante la simple posibilidad, saboreando las jugosas prestaciones que tendrán por unos meses algunos, y otros, los más suertudos, por lo que resta del periodo.
 
La lista es enorme, tal como ocurre por estas fechas. No todos van a reír, ampliamente satisfechos.
 
Brutal tijeretazo al Ieqroo
 
El tiro por la culata le salió al presidente del Instituto Electoral de Quintana Roo, Jorge Manríquez Centeno, quien luego de enviar un presupuesto al Congreso local sin precedentes solicitando las perlas de la virgen y otras joyitas, le reviraron con un recorte brutal en las finanzas que no le dejaría margen al organismo ni para los chicles.
 
Los diputados definieron un presupuesto total para el Ieqroo de 109 millones de pesos, apenas 14 millones de pesos más que en el ejercicio de 2011, año donde no hubo elecciones.
 
La cantidad se escucha diminuta al considerar que el 2012 será año electoral y que de esos 109 millones unos 40 van directito a los partidos políticos.
 
Como antecedente directo, en el 2010, donde se realizaron las elecciones locales para gobernador, alcaldes y diputados, el Ieqroo dilapidó un presupuesto de 195 millones. Para este 2013 estaban solicitando la friolera de 230 millones de pesos, y ahora se tendrán que conformar con 109 millones.
 
En el Ieqroo los consejeros están que no los calienta ni el sol ante lo que consideran una afrenta de los diputados, pues nunca antes les habían puesto una soga tan apretada y sienten que les faltará aire y muchas otras cosas. Lo cierto es que tendrán que administrar sus recursos de manera más que eficiente para llevar a cabo el compromiso de las elecciones, cosa nada fácil si tomamos en cuenta que están acostumbrados al lujo, la opulencia y el derroche.
 
Camaritas contra el ‘bullying’ en Bachilleres
 
Después de que tres alumnas del Colegio de Bachilleres propinaran una severa tunda a una compañera en las afueras de la Institución educativa, los directivos del plantel decidieron tomar una única medida para proteger a los estudiantes: instalar cámaras de videovigilancia en la escuela.
 
La decisión se tomó “en caliente”, como una solución inmediata para aliviar un poco la presión de los padres de familia sobre el Colegio, pero sin una base que pueda eliminar el acoso escolar de raíz, ya que simples aparatos no serán suficientes para inhibir el creciente fenómeno.
 
En la mente de los dirigentes del plantel y los padres de familia, el hecho de poner unas camaritas en el plantel meterá automáticamente a los alumnos en cintura, olvidándose por completo que se trata de jóvenes, muchos de ellos mayores de edad, y que la medida de alguna manera transgrede sus derechos más fundamentales.
 
Porque si las cámaras serán el pretexto para tener un ojo sobre los estudiantes en todo momento, como en un gigantesco “big brother”, y donde todo lo que hagan será usado en su contra restringiendo su natural inquietud, ésta será contraproducente.
 
Y es que en el caso del ‘bullying’, las autoridades de Bachilleres no deben sacarse ases de la manga para tener tranquilos a los padres, sino aplicarse a fondo en un proyecto de amplio espectro que atienda, con bases psicológicas, la prevención de conductas violentas al interior de la escuela, y un reglamento que en verdad se aplique.
 
No estamos hablando de niños de kínder que necesitan ser cuidados en todo momento, estamos hablando de personas con razonamiento y capacidad de decisión, en la etapa justa donde empiezan a formar su criterio. Es allí donde se debe trabajar, en la formación integral de los estudiantes y en la aplicación de consecuencias reales.
 
A dos semanas de distancia parece que todo el asunto está en el olvido y todos contentos. No se sabe que sanciones puso el colegio a las agresoras, y tampoco si hubo una consecuencia legal. Es en estos puntos donde estriba el verdadero problema, educando en la impunidad desde temprana edad.
 
Mientras tanto las camaritas aún no se han instalado, y algunos alumnos amenazaron con manifestar públicamente su rechazo si se llega a concretar la brillante solución al ‘bullying’ que idearon los meros meros de Bachilleres.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios