24 de Septiembre de 2018

Opinión

¿Y donde están los maestros?

El Censo de Escuelas, Maestros y Alumnos de Educación Básica y Especial realizado por el INEGI reveló un secreto a voces...

Compartir en Facebook ¿Y donde están los maestros?Compartir en Twiiter ¿Y donde están los maestros?

El Censo de Escuelas, Maestros y Alumnos de Educación Básica y Especial realizado por el INEGI reveló un secreto a voces: que en el Sistema Educativo Quintanarroense hay más de un centenar de maestros “aviadores” que cobran sin dar golpe.

De acuerdo a la valiosa información dada a conocer por la misma Secretaría de Educación Pública, unos 156 docentes que aparecen en activo se hicieron ojo de hormiga, pues no los encuentran por ningún lado.

Esos 156 profesores “fantasmas” que no están frente a grupo tampoco aparecen en las listas de comisionados sindicales o administrativos; vamos, unos verdaderos ilusionistas colgados en la nómina educativa.

La lideresa del Siteqroo, María Luisa León Paredes, no dudo en señalar que andan de choferes, asistentes o achichincles de algunos políticos y funcionarios, pero cobrando jugosos sueldos por labores que no realizan, en cambio el dirigente de la sección 25 del SNTE, Rafael González Sabido, solo atinó a decir que nadie sabe y nadie supo de esos maestros.

Eso sí, les lanzó una temible advertencia que seguro puso a temblar a los aviadores: que “el SNTE no defenderá a aquellos que cobren sin trabajar”.

La realidad es que sus declaraciones ya nadie se las cree porque ha incumplido una y otra vez, y su liderazgo nada más no levanta el vuelo.

En contraparte, valores político-sindicales quintanarroenses comandados por Florentino Balam Xiu emigraron al vecino estado de Yucatán, donde están realizando un buen trabajo al frente de la Sección 33.

Florentino Balam, ex líder sindical y ex diputado local, sin duda uno de los egresados del SNTE con verdaderas tablas en la política y un talento innegable para el manejo organizacional, se llevó a un grupo de miembros de la sección 25 que estaban en la “congeladora” a pesar de su experiencia, por diferencias con Rafael González.

Entre ellos está el conocido Arturo Alvarado Martínez, mejor conocido como “El Oaxaco” y quien fuera el asesor de cabecera de González Sabido al inicio de su gestión, aunque después terminaron con una ríspida relación debido a diferencias irreconciliables.

También se llevó a César Moreno Vega, formado en la política sindical de antaño y que por años fue el conductor principal de los eventos sindicales.

Otro refuerzo de Florentino Balam fue el chetumaleño Felipe Pacab Rojas, quien radica desde hace varios años en Tamaulipas pero que no dudó en sumarse al equipo quintanarroense al que se le encargó retomar el control de la sección 33 de Yucatán.

Y mientras que estos pesos pesados de la sección 25 fueron despreciados por González Sabido, a éste le mandaron emisarios del SNTE nacional para “apoyarlo” en su debilitado liderazgo.

Ya lo dice el dicho, nadie es profeta en su tierra.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios