11 de Diciembre de 2017

Tecnología

Pantallas táctiles le facilitan el trabajo a los hackers

Los criminales necesitan sólo un par de horas para acceder a los dispositivos.

"Incluso los teléfonos de presidentes pueden ser intervenidos fácilmente” ,
 afirma el encargado de la investigación. (Gabriel Bolio)
"Incluso los teléfonos de presidentes pueden ser intervenidos fácilmente” , afirma el encargado de la investigación. (Gabriel Bolio)
Compartir en Facebook Pantallas táctiles le facilitan el trabajo a los hackersCompartir en Twiiter Pantallas táctiles le facilitan el trabajo a los hackers

Agencia
Israel.- Si bien las empresas de software y las empresas de antivirus mejoran continuamente para evitar que los cibercriminales puedan robar la información de sus usuarios, la gran asignación pendiente en términos de seguridad es la posibilidad de acceder a un dispositivo a través de su hardware.

Omer Schwartz, investigador de la Universidad Ben-Gurió en Israel, demostró en una investigación lo fácil que puede resultarle a un delincuente acceder a la información a través de algo tan sencillo como lo puede ser la pantalla táctil de un teléfono, informa López Dóriga Digital.

También te puede interesar: Fallas de compañías de telefonía ya no quedarán ‘impunes’

Añadió que en esos casos la mayor dificultad para un hacker es tener contacto con la pieza de hardware en cuestión. Sin embargo, no es necesariamente algo complicado ante la gran cantidad de personas que suele buscar alguna pieza de repuesto para sus teléfonos.

“No sé si en los demás países sea igual, pero en Israel cuando a alguien se le descompone o se le rompe, suele llevar el artefacto a cualquier local que se encuentre en la calle o comprar la refacción en portales como e-Bay. No sabes de dónde viene el repuesto, además de que en distintos puntos de la cadena de suministro la pantalla puede ser remplazada por una maliciosa”, explicó.

En la investigación, la cual se publicará en agosto, relata como le tomó solo un par de horas antes de poder encontrar una vulnerabilidad en el código de la pantalla táctil y a partir de ahí tomar el control total del dispositivo.

“Incluso los teléfonos de presidentes, que son los más seguros del mundo, no toman en cuenta esta vulnerabilidad y pueden ser intervenidos fácilmente”, comentó.

La investigación se centró en la posibilidad de invadir una tablet y un celular a través del hardware, lo cual lograron creando un chip de un tamaño inferior a dos milímetros el cual contenía un programa malicioso.

Añadió que pese a la dificultad del ataque, es mucho más difícil de evitar, pues aún si los técnicos deciden formatear el dispositivo, el virus está integrado al teléfono y continuará presente mientras no se retire la pieza en cuestión.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios