24 de Septiembre de 2018

Deportes

Chiquimarco no pita contra árbitros mexicanos

Marco Rodríguez, primer mexicano en fungir como árbitro en tres Copas del Mundo, evitó hablar de la calidad de los silbantes nacionales.

Marco Antonio Rodríguez ya fue silbante en Alemania 2006 y en Sudáfrica 2010, y en junio y julio de este año lo hará en la Copa Mundial de Brasil. (Mexsports.com)
Marco Antonio Rodríguez ya fue silbante en Alemania 2006 y en Sudáfrica 2010, y en junio y julio de este año lo hará en la Copa Mundial de Brasil. (Mexsports.com)
Compartir en Facebook <i>Chiquimarco</i> no <i>pita</i> contra árbitros mexicanosCompartir en Twiiter <i>Chiquimarco</i> no <i>pita</i> contra árbitros mexicanos

Agencias
MÉXICO, D.F.- La luz de la Comisión de Árbitros de la FIFA se posicionó por tercera vez sobre Marco Antonio 'Chiquimarco' Rodríguez, quien fue elegido por el órgano rector del futbol mundial como representante del arbitraje mexicano para el Mundial de Brasil. 

Junto con él estarán los auxiliares Marvin Torrentera y Marcos Quintero, publica Milenio. 

'Chiquimarco' vivirá su tercera experiencia mundialista, luego de que ya estuvo presente en Alemania 2006 y en Sudáfrica 2010, y será el primer colegiado en la historia del arbitraje mexicano en tener presencia en tres Copas del Mundo, porque si bien Arturo Yamasaki dirigió en Chile 1962, Inglaterra 1966 y México 1970, el silbante recién fallecido lo hizo con nacionalidad peruana en las dos primeras y sólo en 1970 actuó como mexicano.        

La designación de Rodríguez contrasta con la decisión tomada hace unos días dentro de la Liga MX del Futbol Mexicano de evitar que todos los árbitros centrales de la primera jornada pitaran en la segunda jornada, en el marco de numerosos y graves errores arbitrales.

Rodríguez le ganó la carrera por el sitio mundialista a Roberto García Orozco, otro de los árbitros que sonaba para estar en Brasil, incluso Roberto tuvo apariciones en Mundiales de categorías inferiores, pero rumbo al Mundial de este año perdió la carrera con el salvadoreño Joel Aguilar y el estadunidense Mark Geiger, quienes serán los otros silbantes representantes de la Concacaf en  la justa mundialista.

Y justo en los días en los que el gremio arbitral ha estado en el punto de mira por los errores en las dos primeras jornadas del Clausura 2014 y que incluso le han valido comentarios irónicos y acusaciones directas —como las de Ricardo Ferretti, quien al final dio marcha atrás en sus declaraciones, pero en caliente no dudó en señalar errores de los silbantes—, Marco Rodríguez y Marvin Torrentera ofrecieron una conferencia de prensa en la que Chiquimarco llevó la batuta de la misma, pero también sacó el capote para no abordar el momento actual del gremio mexicano.

“Es un privilegio y un honor ser convocados por la FIFA para una nueva Copa del Mundo. Es un reto personal y sólo somos representantes del trabajo permanente que se hace tanto localmente como en nuestra confederación y también con la FIFA”, dijo.  

Sobre el retiro

A Marco Rodríguez, de 40 años de edad, se le preguntó si después de Brasil 2014 optaría por retirarse del arbitraje internacional y el nacional, y en todo momento conservó su discurso a la defensiva. “El futuro lo tengo muy claro, lo he platicado con mi familia, pero todo se dará en su momento, cuando se tenga que tomar una determinación”.

Con el objetivo de que los árbitros tengan la mejor preparación y estén a la altura de la justa mundialista, la FIFA les brindará tres seminarios entre los meses de febrero, marzo-abril y, el último, diez días antes del inicio de la Copa Mundial de la FIFA Brasil 2014. 

Al respecto Rodríguez señaló que “así es la vida del árbitro, una mejora continua, y ahorita estamos enfocados en la preparación específica para tratar de igualar las temporalidades de las dos competiciones: de la Liga MX de México y de la Copa del Mundo”.

Alta preparación

Rodríguez pasó de puntillas en temas como el nivel del arbitraje mexicano con respecto al de otros países, sostuvo que en lo personal ha buscado prepararse en materias externas a su trabajo habitual.

“Soy director técnico, tengo el curso, he tomado otros cursos importantes de metodología del deporte, de avance científica del ejercicio, muchos cursos y diplomados, en mí está la mejora y prepararme en los idiomas, en mi primera Copa del Mundo tenía 32 años, ahora tengo 40 y el cúmulo de experiencia es más".

"Vamos conscientes, maduros y sabiendo la responsabilidad que tenemos y de la confianza que se nos ha dado para dar lo que tenemos al servicio del futbol y de la FIFA”. 

Rodríguez no se bajó de ese tono, se apegó a que el principal objetivo es rendirle las mejores cuentas a la FIFA, nada de ambiciones personales como el sueño de pitar una Final de Mundial, ni poner el nombre de México en alto.

“Cuando vas a una Copa del Mundo te integras a un equipo que es el de árbitros de la FIFA, somos una misma estructura, un mismo pensar; con la convicción de hacer un buen papel todos, al servicio del futbol. La experiencia nos dice que el árbitro debe ir a sumar, todas sus cualidades ponerlas al servicio del futbol, lo demás (como pitar una Final) no está en nuestras manos, hay que trabajar y aportar el cúmulo de partidos que tenemos y aportar a la competición lo que requiere de nosotros”.

Sí, pero no

Rodríguez se negó una y otra vez a abordar el momento actual que vive el arbitraje mexicano, pese a que en las dos primeras jornadas ha habido errores claros y quejas de varios personajes del ámbito mexicano, el silbante se limitó a decir que el acto de ayer tenía como fondo hablar de la nominación para la Copa del Mundo y no para hablar sobre el estado actual del gremio mexicano.

Y aunque se les comentó que si estaban designados para el Mundial es porque son de lo mejor que hay en México, Rodríguez no trastabilló. “Trabajamos para hacer las cosas bien”, dijo a secas, pero Torrentera sí que se confundió. “En esta ocasión nos toca a nosotros, no podemos decir que somos los mejores, no es que no sea así, van los que tienen que ir, mejor o no mejor”.

Así, 25 tripletas procedentes de 43 países se alistarán para buscar conducir de la mejor manera los duelos del Mundial. Entre esos nombres estará el de Marco Rodríguez, un tipo polémico, pero en en Brasil escribirá historia en el arbitraje mexicano con tres Mundiales en sus hombros, en él está ofrecer una buena imagen, pues la de Brasil será tal vez su última aparición mundialista.  

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios