|
El hallazgo se registró a siglo y medio del hundimiento, murieron 140 tripulantes. (Especial)
Compartir noticia en twitter
Compartir noticia en facebook
Compartir noticia por whatsapp
Compartir noticia en twitter
Compartir noticia en facebook
Compartir noticia por whatsapp

MÉRIDA.- El turismo subacuático se convertirá en una realidad en la Península de Yucatán, con la apertura de dos puntos de interés, el banco de coral Chinchorro, en Quintana Roo, y el área donde está hundido el vapor “La Unión” el primer barco que hoy se sabe, fue usado para el tráfico de esclavos mayas, en Yucatán.

Helena Barba Meinecke, responsable de la oficina Península de Yucatán de la Subdirección de Arqueología Subacuática (SAS) del Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH) reveló en entrevista que en 2021 se abrirá al público ambos sitios de interés natural e histórico, y el transcurso del año, se hará lo mismo en aguas de San Felipe.

Destacó la importancia del turismo subacuático, el cual traerá beneficios a las comunidades, de Sisal, comisaría de Hunucmá y San Felipe.

Recordó que los restos de la nave fueron hallados a dos millas náuticas (3.7 kilómetros) de Sisal, el cual es el resultado de tres años de investigación en ese puerto.

“El primer sitio es el banco de coral Chinchorro, en Quintana Roo y ahora será Sisal. El patrimonio cultural subacuático es tan importante como el de la tierra, solo que es mejor la conservación de los vestigios. En el agua también se cuenta con elementos de estratigráficos como en la tierra, sólo que los huesos y la cerámica se conserva mejor, y sobre todo, están intactos”, detalló la especialista del INAH.

Mencionó que tanto en las cuevas inundadas como las semiinundadas, se usan diversos instrumentos para el estudio de los hallazgos, que van desde dibujos hasta equipo de alta tecnología.

Museos de "tesoros" bajo el agua 

Hasta el momento, en la Península de Yucatán sólo hay un Museo de Arqueología Subacuática y se ubica en Campeche.

“Lo ideal sería que también en Yucatán se cuente con un museo de este tipo, dada la riqueza cultural que prevalece”, subrayó.

Helena Barba Meinecke reveló que para el próximo año está prevista la apertura al turismo del sitio donde naufragó la embarcación que transportaba esclavos mayas, capturados durante la Guerra de Castas.

El hallazgo se registró a siglo y medio de su hundimiento, incidente en el que se reportó la muerte de 140 tripulantes y pasajeros, pero no del número de indígenas mayas, las cuales iban como “mercancía”.

Ahora lee: Yucatán: estos son los días y las horas en las que se podrá comprar 'bombitas' y pirotecnia en Mérida

Cargando siguiente noticia