21 de Julio de 2018

Quintana Roo

10 pequeños cambios que te pueden hacer feliz en el trabajo

Pequeñas modificaciones en tu rutina laboral pueden hacer la diferencia entre estar ‘de buenas’ o ‘de malas’.

Tomarse un descanso en medio de la jornada laboral puede hacernos sentir más felices en el trabajo. (Contexto/Internet)
Tomarse un descanso en medio de la jornada laboral puede hacernos sentir más felices en el trabajo. (Contexto/Internet)
Compartir en Facebook 10 pequeños cambios que te pueden hacer feliz en el trabajoCompartir en Twiiter 10 pequeños cambios que te pueden hacer feliz en el trabajo

Redacción/SIPSE
CANCÚN, Q. Roo.-  Sí, hoy es lunes y si esto te causa una tremenda pesadez es momento de que analices qué tan feliz eres en el trabajo; ya seas guía de turistas, vendedor de tours, empleado de alguno de los 145 hoteles de la zona hotelera, o ejecutivo en alguna oficina, realizar tu labor con buena actitud siempre será más remunerable que hacerlo molesto.

También te puede interesar: Uno de cada cuatro sufre algún trastorno neuropsiquiátrico

Por eso acá replicamos 10 consejos que da la experta en coaching y Mindfulness, Laura Gutiérrez, publicados en el portal web El Economista.

1. Ser feliz es una elección. Dejar de proyectar en el futuro cómo se podría ser feliz, "cuando tenga dinero", "si tuviera el jefe perfecto". La distancia de los deseos con la realidad actual es lo que genera frustración y ansiedad. Hay que elegir ser feliz hoy por ser cómo se es y con los recursos que ya se tienen disponibles.

2. Dormir al menos seis horas y hacer pausas a lo largo del día. Se han publicado muchos estudios que demuestran que dormir cada día seis horas es lo necesario para descansar, procesar información y regenerar energía para empezar cada día con vitalidad y ánimo. También es conveniente salir de la oficina y hacer pausas al mediodía, dar un paseo, tomar el sol, charlar de temas que no sean laborales, entre otras cosas.

3. Nutrir el cuerpo para nutrir la mente. El cerebro necesita energía para despertarse, concentrarse y rendir. Deficiencias alimentarias afectan a la salud laboral bajando la productividad hasta en un 20% según la Organización Internacional del Trabajo (OIT).

4. Da valor a los compañeros y jefes: conecta física y emocionalmente. Es importante "ReConectar" de manera genuina y transparente con los compañeros y jefes, porque se pasa muchas horas compartiendo un mismo tiempo y espacio. Compartir una sonrisa, una palmada en la espalda, interesarse por cómo están, cómo se sienten...

5. Hacer del puesto de trabajo un espacio personal armónico y organizado. Un lugar de trabajo sano y agradable hace que se trabaje mejor. Para ello, es conveniente oxigenar cada día el espacio de trabajo, mantener un ambiente personalizado con detalles que hagan sentir a gusto. Dedicar tiempo cada mañana a priorizar las tareas, a diferenciar lo urgente de lo importante distribuyendo el tiempo y empezar a primera hora por las que requieran de más atención o cuesten más.

6. Mantener una actitud optimista y rodearse de personas positivas. La alegría y felicidad se contagian, estar con gente positiva, vital y entusiasta genera redes energéticas que se transmiten a todo el entorno. 

7. Compartir las preocupaciones. Hablar de las preocupaciones, inquietudes y necesidades no satisfechas que se tienen, suele ser un tema tabú en las empresas. Al contrario de lo que pueda parecer, ayuda a normalizar la gravedad o seriedad con la que se vive ese problema.

8. Mantener apertura y flexibilidad ante los cambios. Los cambios siempre traen un nuevo aprendizaje. Sin embargo, se suelen vivir esos cambios con incertidumbre y pánico. Es conveniente mantener una actitud de apertura y flexibilidad, esto es más importante que la experiencia y conocimientos teóricos.

9. Practicar resiliencia y autoconocimiento. Las personas que son autoconscientes de sus talentos, potencialidades y también de sus limitaciones y defectos, saben afrontar con objetividad y realismo los retos laborales además de otras áreas de su vida.

10. Vivir el aquí y el ahora. La vida va pasando de largo, mientras la mente constantemente recuerda lo que sucedió ayer o fantaseando con lo que quiero vivir mañana. Las personas más felices son las que abrazan momento a momento lo que sucede en el ahora, viven enfocadas en el presente y perciben la realidad con mayor claridad y objetividad.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios