Me empezaron a pegar: Celia Lora, sobre su arresto en Playa del Carmen

La polémica hija de Alex Lora dijo que temió por su integridad física al ser llevada a los separos en bikini.
|
(Instagram/@celi_lora)
(Instagram/@celi_lora)

Agencia
PLAYA DEL CARMEN, Q. Roo.- Tras ser difundida la noticia de su arresto en Playa del Carmen, Celia Lora, hija del rockero Alex Lora, habló al respecto y aseguró que vivió momentos de angustia, pues pensó que iban a abusar de ella.

Celia fue acusada de alterar el orden público y fue llevada a los separos de la policía municipal, donde pasó algunas horas antes de ser liberada el pasado 12 de septiembre.

El lunes por la tarde Celia habló para el programa Ventaneando, pues estaba consciente de que esas imágenes saldrían a la luz.

Explicó que el incidente tuvo lugar hace 10 días y que no había querido hacerlo más grande porque ella siempre ha sido promotora de las playas de Quintana Roo.

También te puede interesar: En estado de ebriedad visten y arrestan a Celia Lora en Playa del Carmen

“Yo salí de este lugar con un amigo, en bikini por supuesto. Me agarraron los policías y me empezaron a pegar”, explicó.

Lora aseguró que los policías le robaron a su amigo pero insistió en el hecho de que “no quise hacer nada, por qué voy a quemar (evidenciar) Playa por cuatro idiotas”.

Celia Lora comentó además que las policías de Playa del Carmen que la detuvieron se portaron muy agresivas con ella, pues la aventaron contra una camioneta y se lastimó la columna vertebral.

Le dijeron que su arresto era por alterar el orden y ella las preguntó que cómo había ocurrido eso.

La hija de Alex Lora detalló que pasó cuatro horas en los separos y “fue alguien por mí a pagar dinero que es lo que querían nada más”.

Cuando regresó a su hotel se encontró con su amigo y le preguntó qué había pasado, porque ella pensó que lo habían “desaparecido” con tal de llevársela a ella.

Además confesó que se sintió como nunca antes y temió por su integridad física.

“Yo nunca había tenido ese sentimiento en el momento en que estaba en los separos y en bikini pensé ‘me van a violar’, por Dios, que eso pensé”.

Celia comentó que como la figura polémica que es, está acostumbra a que “desgraciadamente lo que sea que digan de mí, la gente lo cree”.

Insistió en que todo se trató de un asunto de dinero, pues los policías se llevaron a su amigo a un cajero, pero como ella tenía sus cosas le quitaron su reloj.

Además dijo que se molestó cuando supo que las fotografías de su arresto aparecerían publicadas en otro lugar. “Por supuesto que fueron los policías”, señaló sobre los responsables de vender las imágenes, porque únicamente ellos estaban presentes al momento del arresto.

(Con información de Infobae)