14 de Noviembre de 2018

riviera-maya

El Down no hace inútil a una persona

Los niños, jóvenes y adultos que presentan este síndrome tienen una nueva opción en Cozumel.

El Cromosoma del Amor tiene un año y medio de existencia como proyecto. (Gustavo Villegas).
El Cromosoma del Amor tiene un año y medio de existencia como proyecto. (Gustavo Villegas).
Compartir en Facebook El Down no hace inútil a una personaCompartir en Twiiter El Down no hace inútil a una persona

Gustavo Villegas/SIPSE
COZUMEL, Q. Roo.- Los niños, jóvenes y adultos que presentan Síndrome de Down tienen una nueva opción en Cozumel. El Cromosoma del Amor es una asociación civil que busca apoyarlos, para incluirlos en todas las actividades de la vida, planteó William Antonio Novelo Graniel, presidente de esta organización quien agregó que es necesario erradicar la idea de que quienes nacen con el llamado par 21 no son personas enfermas y pueden tener una vida normal.

En Cozumel no existe un censo de cuantas personas presentan este trastorno genético causado por la presencia de un cromosoma extra en las células.

La vida de William Novelo cabio a los 17 años de edad con la llegada de su hermano José Eduardo Cárdenas Graniel a quien en los primeros meses de vida se le diagnosticó Síndrome de Down.

También te puede interesar: ''No es difícil tratar a un niño autista, sino llevar su ritmo''

Tanto él como sus padres debieron de hacer cambios significativos pues el nuevo integrante de la familia así lo requería. Desde ese momento se percató de que existe cierto tabú en torno a ellos y nació en él, la idea de hacer algo, no sólo para ayudar a su hermano, sino a otras personas en igualdad de condición.

En su momento fue un reto saber qué hacer, cómo tratarlo, si tendría una vida normal, cómo educarlo. Hoy José Eduardo tiene 18 años.

"Mucha gente de forma equivocada los trata como niños eternos... es un error. Hay que tratarlos de acuerdo a su edad porque son personas como cualquier otro y darles ese trato solo los perjudica. Hay que dejarlos que se desarrollen, que participen, que interactúen con otros personas porque si no lo hacemos nosotros mismos los estamos limitando", aseveró.

El trabajo de nuestra asociación es lograr que los jóvenes se acostumbren a la presencia de quienes presentan esta condición para lograr la inclusión, agregó.

Para ello se han estado impartiendo conferencias en escuelas de nivel secundaria con apoyo de psicólogos y padres de familia cuyos hijos al nacer llevan un cromosoma extra.

En Cromosoma del Amor los canalizamos con psicólogos y médicos para atenderlos a bajos costos, pues según la información que proporciona, las ocho personas con Down que se atienden son de escasos recursos.

Los proyectos que están en puerta son talleres de cocina, manualidades y de lingüística para que mejoren su forma de hablar y con ello su comunicación; todo esto con el apoyo y colaboración de la empresa Roo's Pix y el Instituto Quintanarroense de la Mujer.

El Cromosoma del Amor tiene un año y medio de existencia como proyecto, y gracias a los estímulos de gobierno de Quintana Roo ya se logró la constancia que los acredita como una asociación civil legal ante el notario público de un comité conformado por cinco personas.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios