26 de Septiembre de 2018

Quintana Roo

Margarita Zavala, una mujer decidida a cerrar brechas

Visitó este destino turístico para apoyar a las campañas de los candidatos panistas en el Estado.

Margarita Zavala dijo que milita en el PAN desde que tenía 16 años. (Israel Leal/SIPSE)
Margarita Zavala dijo que milita en el PAN desde que tenía 16 años. (Israel Leal/SIPSE)
Compartir en Facebook Margarita Zavala, una mujer decidida a cerrar brechas Compartir en Twiiter Margarita Zavala, una mujer decidida a cerrar brechas

Julieta Milanesio/SIPSE
CANCÚN, Q. Roo.- Margarita Zavala visitó Cancún para apoyar a las campañas de los candidatos panistas en Quintana Roo, convencida de que, en tiempo de campaña, impera el apoyo y la unidad de su partido.

Ella milita en el PAN desde que tenía 16 años, por lo que respira política; creció, se enamoró, se casó, tuvo hijos y llegó a Los Pinos en medio del ambiente político, y hoy continúa haciendo lo mismo: política, pero le gusta decir que espera que sus hijos “respiren otra cosa”.

Cuando se le pregunta qué tanto hay de realidad en la política que se ve en películas como "La Dictadura Perfecta" o en series como "House of Cards", ella asegura que no es así. 

También te puede interesar: Llega Margarita Zavala a Cancún

“No deja de ser algo que nos divierte a todos, pero no sé si convenga al ser humano ver así a la política. Me da ganas de decirles: Oigan, nos estamos entreteniendo mucho, pero así no es. Aquellos obsesivos de poder pueden sentirse identificados, pero es una política que no comparto yo en términos de lo que es política y un país, para salir adelante, requiere justamente la otra política”, explica entre risas y gestos de reflexión. 

Convencida de que la política tiene que verse como una vocación de servicio y no como poder por el poder mismo, sino el poder en términos de servicio y construcción del bien común, asegura que el político es alguien que está pensando en cómo servir al otro y que eso enseña a sus hijos. 

Su caminar es pausado, tranquilo tanto como sus respuestas, Margarita Zavala es una mujer inteligente y sencilla, que sabe cómo decir lo que piensa y cómo evadir lo que no quiere o aún no puede decir, pero siempre encuentra respuestas.

Las elecciones de 2006 fueron difíciles. Fue un país que pasó momentos difíciles en los seis años, que no se los deseo a nadie, pero que además, yo creo que no van a volver a vivirse en México. Claro que hay hechos como el caso Ayotzinapa, que ni remotamente habíamos pensado que pudieran suceder, pero esos seis años en que estaba ahí, pero fuera del torbellino de las decisiones, pude aprender a escuchar a México, a sentirlo y comprenderlo, porque en definitiva, uno está en la política porque tiene un profundo amor a México”, reflexiona. 

Necesidades de los mexicanos

A Margarita Zavala, esos seis años acompañando al ex presidente Felipe Calderón y recorriendo tantos rincones de México, no sólo le permitieron creer que es posible reconstruir el tejido social a través de los canales democráticos como los acuerdos entre autoridades o los programas especiales, sino también le dio una visión propia sobre las necesidades reales de los mexicanos.

“México tiene una primera necesidad muy general que es el estado de derecho, que implica el acceso a la justicia cotidiana, es algo que nos está deteniendo mucho. Pero también, la impunidad nos detiene, el que aquí no pase nada, detiene el progreso, la creatividad, el crecimiento. Dejan de darse incentivos y por ello, la corrupción. Las mismas madres te lo dicen, te piden que hagas algo para que sus hijos no caigan en las adicciones y es una manera en que te expresan que el narcomenudeo está presente. Otra necesidad que angustia mucho a las familias es la incertidumbre económica, por eso el esfuerzo del PAN ahora de menos impuesto, más salario, no? Y finalmente, la calidad educativa porque es un tema que nos iguala”, detalla Zavala. 

La líder panista ha manifestado su intención de ocupar la presidencia del partido en varias ocasiones, y aunque reconoce que hay cosas de las que tendría que hablar más adelante, sus convicciones vislumbran una línea de trabajo definida. 

“Yo sí quiero un partido político seguro de sí mismo, de su historia, de su doctrina, de su futuro, de sus innovaciones y de su propia creatividad. Conozco mucho al PAN y con todo y los defectos que tiene, sigue siendo el mejor instrumento que tenemos los ciudadanos mexicanos para transformar este país. Estoy convencida que en todos los niveles, en todas las comparaciones, sale ganando. El reto más importante que tiene el PAN es acercarse a los ciudadanos”, asegura.  

 ¿Y si fuera presidente de la República?

“A mí me gustaría hablar de honestidad, de sencillez, yo creo que la vida sencilla nos hace mucho más felices a todos por eso, me preocupa tanto el cierre de brechas, ser más solidarios y creo que eso fortalece el tejido social. Y para mí, casi la clave de la vida humana es que las circunstancias no cambien la esencia. Así debe ser. Pero aún no podemos entrar en imaginarios porque no es el momento que estamos viviendo”, subraya.

 

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios