18 de Junio de 2018

Riviera Maya

Gobierno de Perla Tun ocultó información

Sobre sus hombros recae la responsabilidad del mal manejo de un brote de moquillo.

Los métodos del sacrificio hasta el momento son desconocidos. (Gustavo Villegas/ SIPSE)
Los métodos del sacrificio hasta el momento son desconocidos. (Gustavo Villegas/ SIPSE)
Compartir en Facebook Gobierno de Perla Tun ocultó informaciónCompartir en Twiiter Gobierno de Perla Tun ocultó información

Gustavo Villegas/ SIPSE
COZUMEL, Q. Roo.- Lisset Alejandra Fernández Del Castillo, coordinadora del Centro de Control Animal (CCA) cuenta con título profesional de Médico Veterinario Zootecnista expedido por la Universidad Autónoma de Zacatecas apenas en el 2014 pero no con cédula profesional.

La Comisión Federal para la Protección contra Riesgos Sanitarios (Cofepris) notificó de esto a la Secretaría General del Ayuntamiento, ya que ley exige que cuente con cédula. Sin embargo Dora Patricia Uribe Jiménez, responsable de la política interna del municipio ocultó la información a los regidores para proteger a la directora que hoy exigen su destitución pues sobre sus hombros recae la responsabilidad del mal manejo de un brote de moquillo que llevó al sacrificio de 22 perros sin respetar protocolos sanitarios.

También te puede interesar: 'Sin bolsa por favor': nueva campaña para cuidar el ambiente 

Miguel Alejandro Pino Murillo, director de Protección contra Riesgos Sanitarios del estado de Quintana Roo reveló que el 9 de marzo se le entregó a Dora Uribe el dictamen de la inspección a la que se sometió el rastro y el CCA para el cual se les está dando un plazo de 30 días para hacer las correcciones.

Entre las recomendaciones para el CCA de destacó que la persona encargada deberá contar con cedula profesional. Lisset Fernández tiene aún en trámite su cedula y pese a esto fue contratada por Perla Tun.

El 9 de marzo se le entregó a Dora Uribe el dictamen de la inspección.

María Fernanda Vargas González, novena regidora y presidenta de la Comisión de Salud, dio a conocer que los regidores se reunirían el miércoles para en un solo bloque pedir la renuncia de Fernández del Castillo ya que es más que claro que se les ha ocultado información con este tema.

La concejal mostró documentación que solicito en la ventanilla del área de transparencia sobre la medico veterinaria pero esta no incluye la cedula.  

"No estamos hablado de un tema superficial y de 22 perros sacrificados; estamos hablando de la salud de los cozumeleños", puntualizó para luego agregar que ya está próxima la campaña de vacunación antirrábica y los veterinarios de la ciudad no pueden confiar en quien no supo manejar un brote de moquillo por falta de experiencia e incompetencia.

Profesiones del Estado

La Ley de Profesiones del Estado de Quintana Roo establece en su artículo séptimo, fracciones I y II obliga a cualquier profesionista que ejerza en la entidad debe registrar su titulo y cédula ante la dirección de Profesiones del Estado.

En tanto Aurora Ariatne Santín Coral, quinta regidora, habló que desde el mes pasado se le solicitó su documentación a la veterinaria y no estaba completa porque la cedula estaba en trámite. Agregó que tomando en cuenta la jerarquía de leyes se debe respetar la federal que rige a la Cofepris por lo que habrá de separarse del cargo.

Los antecedentes

El 19 de diciembre de 2016 miembros del Comité Ciudadano Yo Soy Isla Cozumel alertaron al ayuntamiento de la posibilidad de que los perros que albergaba el CCA estaban infectados con moquillo, enfermedad mortal para las mascotas pero tanto Dora Uribe como Perla Cecilia Tun Pech no atendieron sus recomendaciones.

El 8 de febrero del 2017 la noticia de que 22 perros fueron sacrificados se esparció por internet y se confirmó un día después con el hallazgo de los restos de estos animales a medio calcinar en terrenos al aire libre del Rastro Municipal en un intento fallido por desaparecer sus cuerpos.

Los métodos del sacrificio hasta el momento son desconocidos ya que se comprobó que el ayuntamiento se negó a pagar ocho mil pesos a una empresa en Cancún para que dispusiera de los canes. Además de la alcaldesa, la secretaria general y la responsable del CCA está involucrado el subdirector de salud Carlos Manuel Aké García.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios